Ensalada italiana de verduras asadas
. Con este moja moja panarra y siempre querrás más.

Ensalada italiana de verduras asadas

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Los jugos de las hortalizas, la fruta y el aliño empapan los trocitos de pan del bueno, y montarán una fiesta en tu paladar que ríete tú de 'La gran belleza'.

A alguien acostumbrado a identificar la ensalada con lechuga, tomate y cebolla aliñados y bien revueltos –los domingos con un huevo duro y un poco de atún–, descubrir una maravilla como la panzanella le abre la cabeza como si fuera un melón y, desde ese momento, ya nada es igual. Para los que vivimos nuestra infancia en el Euskadi de los años 70, ese era el panorama ensaladero de la época. Entonces no se conocía más verde crudo que la lechuga, y los brotes vivían felices y contentos en un mundo en el que los dejaban crecer hasta que se convertían en verduras adultas y sensatas.

Aquel era un mundo tan ordenado que cada alimento tenía su misión y ninguno se salía del tiesto con innovaciones ni mezclas prodigiosas. De manera que mi mente tuvo que abrirse a la cosa años después con gran placer, descubriendo ese bendito libertinaje que acabó con la monotonía de la ensalada mixta.

Volviendo a la panzanella, es una receta italiana, sencilla pero genial, a base de tomates, cebolla y pan. Un invento que tiene su réplica en las sopes bòfegues de Ibiza, que inspiraron esta ensalada de pan y tomate al Mikel Iturriaga del 2011. Así dicho, puede que no resulte muy sugerente, pero en el plato la cosa cambia. El pan absorbe los jugos de las hortalizas y el aliño, y la fiesta se pone interesante en la boca.

Esta ensalada italiana de verduras asadas es un interpretación en la que entran en juego otras hortalizas como la coliflor y los guisantes, añadiendo la jugosidad y el toque dulce/ácido de la naranja. Imagina ahora esos jugos empapando un trozo de pan del bueno que da vueltas en tu paladar.

Entre los consejos que nos daba Mònica Escudero hace unas semanas para aprovechar y reciclar el pan que se va quedando teniente en casa, está el de hacer ensaladas con una base de pan. Porque las hortalizas no solo se llenan de alegría con el crunch crunch de los panes tostados o fritos, prueba con este moja moja panarra y siempre querrás más.

Puedes asar las verduras en el horno si te resulta más cómodo, pero esta es una versión pensada para veranos calurosos en los que darle a la chimenea no es la mejor opción.

Dificultad

Para cerebros pasados por la parrilla.

Ingredientes

Para 4 personas

  • 150 g de pan de hogaza del día anterior
  • 3 cebolletas moradas alargadas
  • 1 coliflor pequeña
  • 2 naranjas
  • 100 g de guisantes frescos desgranados
  • 50 g de brotes de espinaca
  • 100 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 2 cucharadas (30 ml) de vinagre de Jerez
  • Cebollino fresco
  • Sal
  • Pimienta negra recién molida

Preparación

  1. Cortar el pan en trozos gruesos y toscos. Mejor con las manos para que la superficie no quede lisa y absorba mejor los líquidos de la ensalada.

  2. Colocar el pan en un recipiente y rociar con agua para que se humedezca ligeramente sin empapar.

  3. Mezclar 50 ml de aceite de oliva virgen con una cucharada de vinagre, verter sobre el pan y mezclar. Dejar reposar durante 30 minutos.

  4. Cortar la coliflor por la mitad y hacer rebanadas de aproximadamente 1,5 cm. Cortar o partir las rebanadas en trozos de unos 4 o 5 cm.

  5. Eliminar la base y las hojas feas de las cebolletas y cortarlas en cuartos a lo largo.

  6. Cortar una naranja en dos y hacer zumo con una de las dos mitades.

  7. Pelar las naranjas restantes y desechar la cáscara. Cortar las naranjas en rodajas y las rodajas en cuartos, recuperando el zumo que suelten durante el proceso.

  8. Sacar los guisantes de sus vainas y cocinarlos durante 10 minutos en agua hirviendo con un poco de sal. Cuando estén listos, escurrirlos y refrescarlos en un bol con agua fría y un par de hielos.

  9. Encender un plancha o parrilla a fuego muy fuerte y pintarla con un poco de aceite de oliva con ayuda de un pincel de cocina. Cuando la plancha esté muy caliente, colocar las rebanadas de coliflor y las cebolletas. Las cebolletas se harán en 5 minutos por cada lado. Las rebanadas de coliflor necesitarán algo más de tiempo, unos 10-15 minutos por cada lado. Si quedan demasiado al dente para tu paladar, aumentar el tiempo de asado.

  10. Hacer una vinagreta con 50 ml de aceite de oliva, una cucharada de vinagre, el zumo de naranja reservado, sal y pimienta.

  11. Colocar el pan, la naranja, los guisantes, la coliflor, las cebolletas y los brotes de espinacas en una fuente o un bol. Añadir la vinagreta y mezclar con alegría hasta que el pan esté bien impregnado. Probar y rectificar de sal y pimienta si es necesario. Dejar reposar durante 5 minutos antes de servir para que el pan quede húmedo y sabroso.

  12. Cortar el cebollino muy fino y espolvorear encima de la ensalada.
  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en El Comidista