Seis razones para tomar azúcar de comercio justo

  • Comentar
  • Imprimir
Seis razones para tomar azúcar de comercio justo
Azúcar sin injusticias. / CECJ.

Cuando me topo con un paquete de azúcar de comercio justo en un supermercado, me suelo hacer esta pregunta: ¿estaré haciendo el idiota si lo compro y pago más que por uno normal? Mi yo hormiguita que piensa en el fin de mes me dice que deje las buenas causas para otro momento, mientras que mi yo solidario me empuja a rascarme el bolsillo por respeto a las personas que lo producen. Al final, la batalla la gana uno de los dos yoes dependiendo de cómo tenga el día, siempre después de complicadas elucubraciones con cierta tendencia al absurdo ("podría consumir la mitad, y así mantener a raya mi vacaburrismo sin gastar más", y cosas así).

Puede que haya llegado el momento de dejarme de bobadas y dar con razones sólidas para apostar por el azúcar bueno, aprovechando que el Día del Comercio Justo se celebra el sábado. Este año, la Coordinadora Estatal que agrupa a las organizaciones que lo defienden se ha centrado precisamente en este alimento, con una campaña denominada Para endulzarte la vida no hay que amargar a nadie. Habrá concursos de repostería, reparto de muestras gratuitas y charlas con el objetivo de promover su consumo en España, donde las ventas suben poco a poco pero aún estamos a un par de años luz de países como el Reino Unido: allí más del 40% de los sobres de azúcar que se pueden encontrar en las cafeterías son de fair trade.

¿Por qué deberíamos comprar más azúcar de comercio justo? Para responder a esa cuestión, acudí a la presidenta de la Coordinadora, Mercedes García de Vinuesa, quien me dio los siguientes argumentos.

1. Porque los trabajadores que lo producen reciben un salario digno

"Diversos estudios señalan que los productores de azúcar de comercio justo reciben el doble del porcentaje del precio final de venta que los del mercado mayoritario", explica García de Vinuesa. Esto ocurre en un sector en el que las condiciones de los trabajadores suelen ser hardcore: en países como Brasil o Tailandia la caña de azúcar se corta a mano por apenas unos dólares diarios, y muchos agricultores han perdido sus tierras por los contratos abusivos con las fábricas. En el comercio justo, "el precio se fija de común acuerdo entre productores e importadores, siempre sobre un mínimo necesario para obtener salarios que permitan una vida digna. Este precio y salario es estable frente a las subidas y bajadas drásticas tan propias de la especulación financiera con materias primas".

2. Porque las mujeres no ganan menos

Parece increíble que en esto el siglo XXI sea tan siglo XIX, pero en la mayoría de los sectores productivos las mujeres cobran menos que los hombres por las mismas tareas. "Esta realidad es especialmente palpable en la agricultura, donde solo el 1% de la tierra es propiedad de las mujeres, a pesar de que realizan el grueso de las labores de mantenimiento", señala la presidenta de la Coordinadora. Los productos de Comercio Justo, entre ellos el azúcar, garantizan el mismo pago para empleados y empleadas, recolectores y recolectoras y vascos y vascas (bueno, esto último no tanto porque en Euskadi no hay caña de azúcar).

Corte caña ecuador

Corte de caña de azúcar en Ecuador. / CECJ

3. Porque no hay explotación infantil

¿Quieres ver niños trabajando largas jornadas en condiciones insalubres? Date una vuelta por algunos cultivos de caña de azúcar de países latinoamericanos como Bolivia o México. Según García de Vinuesa, en República Dominicana también hay casos documentados de explotación de trabajadores de origen haitiano en los bateys (plantaciones de azúcar en régimen cuasi-feudal), donde abunda la malnutrición infantil y el sistema de escolaridad no llega ni a los cuatro cursos. "El comercio justo combate y prohíbe cualquier forma de explotación infantil y suele destinar habitualmente las primas de desarrollo a la construcción de escuelas e infraestructuras para el desarrollo de la infancia". Mmm... no estaría mal pensar en esto cada vez que le ponga azúcar al yogur.

4. Porque es respetuoso con el medio ambiente

Desde finales de los ochenta, el uso de azúcar de mesa en España ha descendido a la mitad, pero se toma un 20% más de azúcar por habitante en total gracias a los dulces, embutidos, lácteos o refrescos que lo incorporan (la relación de este dato con la obesidad da para otra entrada). En el resto del mundo nos encontramos con incrementos similares, y ya estamos en unos 24 kilos de media por persona al año. Para dar respuesta a la demanda, "se favorecen las variedades de caña más productivas en detrimento de las especies autóctonas y de cualquier otro tipo de plantaciones complementarias, lo cual atenta contra la biodiversidad y contra el propio rendimiento de la tierra a medio plazo dada la ausencia de rotación de cultivos", afirma García de Vinuesa. Además, buena parte del azúcar refinado que consumimos en Europa proviene de la remolacha, y la producción del mismo a partir de la raíz es, según la Coordinadora, más contaminante que la caña. El azúcar de comercio justo, siempre proveniente de esta última, no utiliza productos químicos agresivos y respeta los cultivos autóctonos. Es un poco más consciente, vaya.

Pacto Panela proceso 10(1) Panela en proceso. / CECJ

5. Porque beneficia a las comunidades donde se produce

El comercio justo no busca líos de una noche con los productores para dejarles tirados cuando los precios fluctúan, sino relaciones comerciales estables basadas en el respeto mutuo. "Se fijan por adelantado precios de compra, se prefinancian las cosechas cuando los grupos productores lo solicitan y se establece un compromiso de durabilidad, con el fin de consolidar una estabilidad en los ingresos y favorecer el desarrollo de esa comunidad", arguye García de Vinuesa. Los beneficios no sólo se usan para mejorar los cultivos, sino para financiar becas, transporte o material escolar para estudiantes, infraestructuras o proyectos de salud.

6. Porque está bueno

No hace falta ser catador de azúcar para percibir una pequeña diferencia entre el azúcar blanco convencional y el integral (ojo, no confundir con el moreno, que suele ser refinado y teñido posteriormente). "Tiene un sabor mucho más natural", defiende García de Vinuesa. "Aunque hay algunas variedades refinadas, la mayoría del azúcar de comercio justo es integral o, directamente, panela, un tipo de azúcar más artesanal y natural que mantiene las melazas donde residen los componentes más nutritivos de la caña de azúcar". Es decir, que con él no sólo los engordeleques dulces están mejor, sino que sus minerales y vitaminas hacen que te sientas menos culpable. ¿Convencidos?

Comentarios

Mikel, que no te de mala conciencia. Consume productos de comercio justo.El diletante.
Totalmente convencido, este producto es un buen ejemplo, pero se podría hacer una entrada con cada uno de los productos de comercio justo estableciendo las diferencias con los productos que habitualmente consumimos aquí. Es una apuesta por la calidad, pero sobre todo por la equidad.Hoy en Cocinar con-Ciencia, Tarta de requesón con fresas, que aproveche:http://cocinarconciencia.blogspot.com.es/2013/05/tarta-de-requeson-con-fresas.htmlSaludos
Para los diabéticos y los de la operación bikini: ni caso, hay que comprar sacarina porque: a) los trabajadores que la producen reciben un salario digno, b) las mujeres no ganan menos, c) no hay explotación infantil, d) es respetuosa con el medio ambiente, e) beneficia a las comunidades donde se produce y... bueno, no es justo porque está horrible, pero cinco de seis es un aprobado alto.
Gracias Mikel. Excelente articulo. Conozco de cerca el mundo de las plantaciones de azúcar y cacao. Ya es hora que esta información sobre la casi esclavitud a la que son sometidos los trabajadores en esas tierras sea publicada en primera página de los diarios. Si la gente supiera cual es el margen de ganancia de los dueños italianos de algunas plantaciones de cacao en Latinoamérica, jamás consumirían el chocolate que producen. A mi me indigna verlos hablar en reportajes sobre la excelencia del chocolate italiano cuando detrás hay un mundo pobre, maltratado, explotado. Niños que viven en las plantaciones sin acceso a escuelas, jornadas de trabajo inhumanas, falta total de asistencia médica. En fin, ganan dinero vendiendo a precio de oro tabletas de chocolate en Europa y están orgullosos de su “marca” explotando a la gente que siembra y cosecha el mejor cacao. A ellos no les queda nada, solo MISERIA.
Gracias, txiki!
muchas gracias Mikel. Mi experiencia comprando alimentos de comercio justo es muy limitada, y solo compro el café y el cacao de Intermon Oxfam, pero miraré en mi super a ver si también tienen azúcar de alguna marca de comercio justo.
Y supongo q xq el producto en si no esta ni manipulado con refinamientos sera un "azucar virgen" d comercio justo y precio justo, a veces s aprovechan en los centros d alimentos naturales pa meterr un precio bien injusto pa mi bolsillo.
Lo que a mí me asombra, que en pleno siglo XXI, donde la información fluye y es difícil ocultar nada, una empresa cualquiera (es decir todas) tengan acceso a vender productos manofacturados en condiciones infrahumanas. ¿No tendría que haber una legislación que impidiera esto? ¿No tendría que impedirse el comercio de productos que no cumplan con los requisitos mínimos en cuanto a condiciones laborales y medioambiente? Esto es el mundo al revés.
Tengo una duda existencial: La tal Mercedes García de Vinuesa,¿es familiar de la Cuca del mismo apellido que sale de contertulia facha, retrógada y puritana en los programas de corazón? Ah, el azúcar integral de caña es infinitamente más sano que el blanquilla, que es sometido a un proceso de refinamiento muy tóxico. Hace 20 años que se lo dijo una médico naturista a mi madre, por eso intento consumir del integral al máximo posible.
No quiero ser el polemista del día, pero hay que hablar también de la otra parta del comercio, los "injustos". Yo defiendo el comercio justo, soy socio de ONG e intento implicarme personal y económicamente en muchas causas justas, pero también hay que tener en cuenta la otra parte de la balanza. Me explico, Azucarera Española, la empresa más importante del sector en nuestro país, tiene más de 1.000 empleados en varias factorías en España. Además hay que señalar que el 40 % del azúcar que consumimos en España se extrae del cultivo de la remolacha en nuestro país. Quiero decir con esto que del azúcar comercial (no "justa") el 70% del coste de su producción proviene del cultivo local y de los trabajadores de factorías españolas, a precios y condiciones laborales españolas (que por desgracia cada vez son peores), por tanto comprar azúcar de aquí también repercute positivamente en nuestra economía.
No deberíamos limitarnos a comprar el chocolate y el azúcar. Esto está bien, pero es realmente muy poco. es lo más visible, porque pone la etiqueta "Comercio justo". Pero deberíamos ampliar la filosofía a todas las compras que realizamos a diario. Mucho azúcar, pero seguro que la inmensa mayoría no se para a pensar én qué condiciones se fabrican los jeans que visten, las zapatillas que calzan, los móvlies de última generación que usan... Limitarse a lo fácil es eso... MUY fácil.
Este es un consejo muy util porque nos ayuda a elegir si comprar o no azucar de comercio justo. Nosotros lo hacemos igual pero con restaurantes, os los recomendamos sin ánimo de lucro probándolos primero y viendo si tienen buen precio y buena calidad http://www.capitanfood.com
Yo llevo un par de años usando el azúcar moreno y glass de Tate & Lyle porque ademas de ser de comercio justo la calidad es asequible y el sabor increiblemente bueno.Para el blanquilla azúcar español pero me encantaría que sacasen opciones de mucha más calidad para las dos opciones anteriores
Otra polémica. Recientemente en Uganda se ha reconocido el derecho de muchos campesinos que fueron expulsados de sus tierras por una compañía cafetera alemana para dedicarlas al cultivo del café, que luego vendían como.... café de comercio justo. Otra: una marca de ropa interior comercializaba sus prendas bajo el sugerente título de "hechas con algodón de comercio justo" y resultó ser una mentira. ¿Dónde están los controles sobre estos productos? Porque si vamos a pagar el doble para que luego les zurren igual a los campesinos, seríamos doblemente idiotas. Yo me apunto a todo el comercio justo, a todo lo ecológico, pero no tengo garantías, sinceramente. ¿Es justo porque ellos dicen que es justo? Debería haber una trazabilidad real, y me temo que no es muy sencillo desde el punto de vista del consumidor saber quién dice la verdad y quién te la está liando.
Totalmente de acuerdo, si modificamos todos nuestros hábitos de consumo cambiarían muchas cosas...Buen día
Buenos dias Mikel y compañía ....ojalá se cumplieran esos sueños, que la justicia en el comercio fuera plena a nivel mundial.Estupendo reportaje!!! Feliz dia a todos.
nacho ha aportado un buen argumento, que demuestra que si se es dogmático, se puede terminar desvistiendo a un santo para vestir a otro. Creo que el comercio justo, de entrada, tiene que ser una actitud, la cual acompañada de buena información, y de cierta ponderación, nos puede llevar a cierto grado de acierto en la responsabilidad de comerciar con justicia, que es un concepto muy grande para abarcarlo. Como Religión no lo admito, porque reniego de las verdades absolutas, y ya hemos tenido mucho de eso. Saludos
Los consumidores tenemos mucho más poder del que creemos. Es cierto que no se puede juzgar sin conocer la situación de cada uno,porque cuando no llegas a fin de mes,lo único justo es ahorrarte unos céntimos en cada producto. Pero mis razonamiento también van para el lado de ahorrar reduciendo el consumo y pagar un poco más en los casos que merece la pena, que no son todos.
La clave es que compremos lo que compremos, escojamos con criterio, lo de la calidad, el sabor, etc va con el gusto de cada uno, pero lo que me parece correcto es denunciar a aquellas empresas que cometen tropelías con los productos o empleados en los procesos de fabricación, sean de paises empobrecidos o sean de aquí.
Monsanto.
Mikel, siento hacer que te replantees tus dudas ahora que estabas convencido. Aunque estoy de acuerdo con lo del sabor, aquí os dejo una reflexión de Slavoj Zizek con unos dibujitos chulísimos. http://www.youtube.com/watch?v=M2XXnRh_rGoCon la compra de estos productos ¿estamos ayudando a conservar la pobreza? ¿El remedio es parte del problema de la pobreza?. Quizá debamos construir una sociedad donde la pobreza sea imposible…¿o no?
Y ahora te enteras? Bueno y de donde viene tu camiseta super trendy? De Bengladesh?
Argumentos indiscutibles y sólidos. Una pregunta ¿Dónde podemos comprobar que todo estas condiciones se cumplen?. Me gustaría saber si hay una regulación solida que garantice que un producto es "justo" y quien controla que esta se cumpla.
Qué razón tienes, Mikel... Aunque para ver eso de "en la mayoría de los sectores productivos las mujeres cobran menos que los hombres por las mismas tareas " no hace falta irse a Brasil. En este nuestro santo país: "la diferencia de salarios (...) teniendo como referencia la última Encuesta de Estructura Salarial (de 2010) se situó en un 22,55 por ciento, algo más elevada de la media de la UE, según el informe." Y si eso era en 2010, me da que hoy puede haber aumentado... Pero sí, MIkel, compremos productos de Comercio Justo. Algo ayudaremos a quien lo necesite. (Y, además, tranquilizamos nuestra conciencia.)http://gastrocinemia.blogspot.com.es/
Bajo mi punto de vista perece totalmente la pena invertir más en productos de calidad y que además son más justos con el medio ambiente y con los productores ;)
Yo compro azúcar mascabado y panela en una tienda de comercio justo.Lo hacía por su sabor y textura increíbles, a parte de por ayudar un poco.... pero desde luego ahora lo compraré muuuucho más contenta !
Quien quiera saber más sobre de dónde procede el azúcar que consume, acaban de publicar un libro sobre esta industria. Se llama "Amarga Dulzura" y se pueden leer algunos extractos aquí: http://www.carrodecombate.com/2013/05/01/publicamos-amarga-dulzura-una-historia-sobre-el-origen-del-azcar/
A mí me encanta el azúcar integral de comercio justo, con su melaza, pero tengo un problemilla y es que no sé cómo utilizarlo en repostería. ¿Podrías darnos algún consejo sobre cómo utilizarlo en bizcochos y demás?
Este artículo en Estados Unidos sería prohibido por fomentar la diabetes y la obesidad.Respecto al tema comercio justo, pues me parece muy bien y con unos objetivos más que dignos, pero me pregunto por qué los gobiernos de los países implicados no hacen nada por sus gobernados, por qué nosotros acudimos al rescate en plan "occidentales concienciados", por qué no pensamos, como ya ha dicho Bar Paly, en todo lo que consumimos procedente de comercio "injusto" (como el textil de Bangla Desh), por qué no pensamos en la producción autóctona, por qué no presionamos a nuestro gobierno o a la Unión Europea a instar a los países implicados a cumplir con una ética laboral y agraria...A mi al cabo de un rato todo esto me suena a buenismo pachorrón, a lavadora de conciencias, a caridad de caldito por Navidad, a tontería que en realidad no resuelve prácticamente nada, dejando los problemas realmente graves al pairo.Hala, ya podéis bombardear.
Totalmente de acuerdo con nacho. Hay que tener en cuenta que la mayoría del azúcar "no justo" que se consume en España es producido en España (hay fábricas repartidas por toda la geografía española), con lo cual ese consumo repercute de manera "muy justa" en miles de familias españolas. Además, me consta que los productores reciben un salario digno, puedo asegurar que las mujeres cobran lo mismo, no creo que haya explotación infantil, sé de buena tinta que se practica la rotación de cultivos y, por supuesto, beneficia a las comunidades en donde se produce, Ya lo del sabor...
El azucar mascabado es buenísimo para marinar salmón, le da un toque amaredado/miel que le viene genial. Lo recomiendo.
Convencido 100 x100. Gracias Mikel!!
Muchas gracias Mikel, está bien saberlo. Saludos desde Apanymantel.com
Coincido con Alvaro y con Nacho hay que comprar AZUCAR FABRICADO EN ESPAÑA, que yo sepa aqui no explotamos a nadie y de paso ayudamos a que mucha gente no se quede en el paro. Si os apetece leer una receta hoy tengo unos rollitos con esparragos trigueros de temporada que han quedado hechos un primor!! http://elpucherodehelena.blogspot.com.es/2013/05/escalopines-rellenos-de-trigueros-con.html
No todo lo que se produce en España es bueno... Si produjeran azúcar justo, lo compraría. ¿Qué les cuesta? El azúcar no justo daña el medio ambiente.
Vaya, Mikel, cualquiera diria que estamos conchabados. Acabo de publicar mi entrada...precisamente sobre el azúcar y me ha salido muy "multidisciplinar" como gusta decir ahora. Para quien quiera saber lo duro que es cosechar la caña y lo poco sostenible de su cultivo intensivo le puede ser útil. Si no quereis que os "timen" con según que azúcares morenos pues también...Incluso si hay anti-yanquis deseosos de ver un video muy crítico con el tema de los refrescos azucarados, les puede gustar. En definitiva, creo que puede complementar bastante bien la tuya.Yo he sido más de azucar moreno y, ahora que se que la mayoría son "refinados y retintados" me gustaría saber donde puedo encontrar alguno auténtico. El de Intermón creo recordar que apenas tiene melaza. ¿Alguna información sobre el que venden en el Mercadona?. Puestos a ser consumidores conscientes veo estupendo lo de comprar azucar blanquilla de Azucarera, que efectivamente revierte sobre la economía rural española. También tienen azucar moreno, que importan y refinan aquí...ahora bien las condiciones que tengan pactadas con los productores, ni idea. Solo decir que Azucarera pertenece a una filial de una de las principales empresas agroalimentarias mundiales, y que puede consultarse su comportamiento respecto al comercio en la página de Intermon Oxfam.Ale. que aproveche.No me gusta meter enlaces a mi blog por sistema, pero
La página para consultarlo es http://www.behindthebrands.org/es/temas/agricultores. Azucarera Española pertenece a AB Sugar Company, que a su vez pertenece a Associated British Foods, empresa propietaria de por ejemplo de la marca de té Twininngs.
Sin ánimo de meter jaleo, pero sí de ser realista, a la mayoría de la gente le importa un pimiento todo esto que ha dicho usted, sr. López. La mayoría busca el bolsillo. El ahorro, vaya. Incluso si el sabor es peor, la gente seguirá yendo a por lo más barato.Y no sólo por la época que vivimos, pues el bolsillo ahora manda sobre todas las cosas, sino también porque está en nuestra cultura ser unos memos irracionales. Ya antes de la crisis las tiendas de los "chinos" triunfaban con ganas, aun cuando todo el mundo sabe la basura que allí se vende y la pésima relación "valor por dinero" que ofrecen. Aquí no se valora el trabajo bien hecho, la durabilidad, la resistencia ni nada parecido. Y ni le cuento ya cuestiones como la justicia o moralidad que hay detrás de los fabricantes. ¿Cree usted que si en este país la gente tuviese conciencia existirían tiendas como Zara, Mango o El Corte Inglés? Por todo ello concluyo que, salvo los pocos concienzados de turno, a la mayoría todo esto se la suda. Perdone por ser tan duro, pero creo que así son las cosas.
Yo recomiendo consumir Panela, también llamada rapadura. Jugo de caña de azúcar sin refinar. Es fácil de encontrar en herboristerías, y si disponéis de un mercado ecológico cercano, se suele encontrar más barato los de comercio justo (alrededor de 4 euros el kilo). Un saludo.
Me has abrumado, son ciertas todas las razones, del sabor del azúcar no hablo porque se nota. Pero realmente el planteamiento tiene que ser no que nos concienciemos y compremos el azúcar de comercio justo, sino que se exiga a las empresas que comercien / fabriquen de modo justo. Hace poco ha saltado a los medios de comunicación las condiciones de los trabajadores de las fábricas textiles en algunos países de Asia, que fabrican para nuestras marcas.Independiente de la opción personal de cada uno, tiene que tomarse otro tipo de medidas, que duda cabe que los consumidores, somos los que podemos pedir a las marcas otros comportamientos éticos.Saludos dulces desde cakes, hoy un postre más saludable si cabe http://cakesamedida.blogspot.com.es
Traer a un blog (o a cualquier sitio) para que dé consejos a una señora de una asociación que se dedica a eso es como traer a un policía para decirnos cómo nos debemos portar en una manifestación: ya sabemos lo que nos va a decir.O sea, que la pregunta que formula el autor del blog al principio, sigue sin estar respondida.
Después de muchas pruebas este es el azúcar que uso para muchas de mis recetas de cerveza casera. Por todas esas razones y por el sabor que consigo en la carbonatación. Se nota menos la química y más lo natural.https://www.cervezartes.com/
El plural de "batey" es "bateyes", no "bateys".
Lo que no entiendo es porqué es mas caro, ganan mas dinero sus campesinos que los de aquí o también tienen intermediarios vividores. No me parece bien desnudar un santo para vestir a otro, así que seguiré comprando azúcar español y que los campesinos de aquí puedan aguantar unos años mas.
Tal como están las cosas, mejor apoyar la industria local, que los del comercio justo ya tienen Holanda y Alemania para colocar sus productos.Por otra parte, lo de que la remolacha es contaminante es muy relativo. De hecho, gracias a los residuos de la remolacha, entre otras plantas, se están fabricando cada vez más bolsas de plástico ecológicas, de esas que se desintegran solas. Es decir, orgánicas.
yo estoy de acuerdo de que hay que fomentar el uso de productos locales y de España pero resulta que el azucar de caña no es de España ,el de España es de Remolacha, no que no se puede es vender azucar de caña cuando algunas empresas unen azucar blanco con melaza para teñirlo y despues venderlo como de caña o comprar el azucar de caña super barato y venderlo aqui a 7 euros.el comercio justo es vender productos de su propio pais sea panela de ecuador como mermelada de castaña de lugo pero de cooperativas, empresas pequeñas que son pisadas por las empresas grandes,
Varias puntualizaciones:1.- En Europa en la práctica totalidad el azúcar refinado es de remolacha, porque desde los tiempos de Napoleón los países del continente se defienden con aranceles del azúcar de caña, de mejor calidad y más barato --el proceso industrial es menos costoso, porque la caña tiene una mayor proporción de sacarosa que la remolacha. Es una medida estúpida pero es lo que hay y hay que decirlo. Si es más costoso este azúcar es por los aranceles.2.- El azúcar integral de caña es el azúcar moscabado, moscabo, la panela, papelón, raspadura, chancaca .... que de todas estas formas se llama en España y en América. Se apelmaza mucho. Si no se apelmaza, es azúcar refinado con melazas para darle color y sabor, es decir, no es azúcar integral. No quiere decir que sea malo, pero no es integral.3.- Es cierto que el proceso de refino del azúcar de remolacha deja muchos subproductos. Se pueden aprovechar, aunque no siempre se hace, y, además, se puede vender antes del refino como azúcar integral de remolacha. Se llama vergoise y se utiliza en el norte de Europa. Tiene un color oscuro y un sabor muy intensos, mucho más que el azúcar moscabado --hay muchos más residuos vegetales. Está bueno para hacer pan de especias y acompañar frutas.4.-. Ojalá sea cierto que las mujeres cobran lo mismo que los hombres que la trabajan y que lo que cobran todos sea un salario digno. 5.- Soy partidaria de comprar productos de precio justo cuando se adquieren en establecimientos que ofrezcan ciertas garantías, como Intermon-Oxfam
Gracias, Rosa Tovar. Muy claras tus puntualizaciones
Hay que fomentar lo nuestro YA
Yo consumo panela de Comercio Justo, por esas razones y alguna más.Un saludo
A mí me gustaría apuntarte, que el comercio justo no es más caro; simplemente, es el precio real y justo que valen los productos. Lo que no es ni medio normal es el precio que encontramos en la mayor parte de lo que consumimos: o está subvencionado, o simplemente se paga una miseria el productor. Por tanto, cambiemos el chip, y consumamos justo, con su precio real.
¿Y para cuando un artículo con las razones para no tomar azúcar? Pero claro, la salud no es importante...
Mikel, enhorabuena por esta entrada. Creo que sería una buena idea que tu blog tuviese cada vez más entradas de este tipo, en detrimento de entradas con recetas (aunque sin abandonarlas). Hay muchos sitios donde encontrar recetas en internet, sin embargo no hay tantos en los que se reflexione sobre la comida. Además, podría ser que esto lo retwitee la gente con más frecuencia que las recetas, lo cual te puede beneficiar.Saludos!
Todo muy interesante, pero en el comercio lo fundamental es el precio. La gran mayoría de la gente de nuestras sociedades compra mirando principalmente la economía del producto ¿o creen que prefieren vino D. Simón de tetrabric porque les gusta más que un crianza de la Ribera del Duero?Ignorar este hecho es no entender nada.
Leí este artículo en El País hace poco: Uganda condena a una multinacional a devolver sus tierras a 2.000 campesinos (//sociedad.elpais.com/sociedad/2013/04/14/actualidad/1365964984_694172.html)Vivo en África y estoy a favor del comercio justo, claro, pero desgraciadamente no te puedes fiar de nadie. Espero que esté lo más controlado posible
¿¿Y no sería también "justo" apoyar a nuestros productores remolacheros, a los que se les han reducido la mayoría de los derechos adquiridos y se les ha rebajado la cuota porque (ahora) sale más barato importar (y por intereses políticos, por supuesto....)??Un saludo
Yo lo que no entiendo es por qué hay tan poca selección de azúcar en España, nunca he visto moscovado y apenas he empezado a comprar demerara hace poco (en la sección bio de carrefour), parece que todo se reduce al blanco y al integral (que yo no se si es blanco mezclado con melaza), y de Azucarera.
Gracias por la entrada Mikel, muy ilustrativa, como siempreCon respecto a aquel artículo de El País sobre el robo de tierras en Uganda y el café de comercio justo, recuerdo haber leído una respuesta de la Coordinadora de comercio justo desmintiéndolo. Dejo aquí el enlace:http://comerciojusto.org/declaracion-de-la-coordinadora-estatal-de-comercio-justo-sobre-las-recientes-informaciones-aparecidas-en-prensa-en-torno-al-cafe-ugandes/A veces parece que ponemos más empeño en criticar a quienes tenemos al lado y hacen algo por cambiar las cosas (encima con argumentos falsos), que en criticar a los verdaderos responsables de tanta explotación laboral. ¡No les hagamos el trabajo sucio a las multinacionales!
Pues yo creo que el tema de consumir español vs importado es un falso debate cuando se habla de comercio justo. La cuestión no es dónde se produce, sino en qué condiciones. Ni el comercio justo está en contra de la producción local (aquí) con criterios justos, ni a favor de toda importación.El azúcar del que se habla en esta entrada no se caracteriza por ser producido en el extranjero, sino por ser sostenible, saludable y respetuoso con la dignidad de los productores.El azúcar europeo es siempre refinado (por ser de remolacha), lo que conlleva más químicos, y cada vez son más habituales las variedades transgénicas. Además, el mercado está copado por un puñado de multinacionales. Eso no son precisamente empresas locales y en absoluto justas. Ni tampoco es "local" consumir en Madrid azúcar producido en Munich.Supongo que en el fondo estamos de acuerdo, lo ideal es que lo que consumimos sea justo, ecológico y local. Pero la realidad a veces es más complicada. Hay que mirar los matices y no ser esencialistas. Sin que la complejidad nos paralice, claro!
Estoy completamente de acuerdo con Mercedes, los productos españoles son tan buenos y mejores que la mayoría de los de importación y al mismo tiempo uyudamos a enriquecer nuestro país y no a unos importadores que se quedan con pingües beneficios a costa de arruinar la producción española.
Pues yo estoy totalmente de acuerdo con Justa Panela.. ¿apoyar los productos de aquí sólo porque se han hecho aquí? es tanto como decir que hemos de comprar los tomates de Almería sin importarnos que hayan explotado a inmigrantes en su producción. Lo importante es cómo se han producido, si respetan los derechos de las personas y el medio-ambiente y quién se lleva los pingües beneficios. ¡Más solidaridad y menos chovinismo!
Yo suelo comprar azúcar de caña integral y me da mucha rabia cuando veo que viene desde la isla de Reunión, a miles de km! Ahora he comprado sirope de ágave bio y viene desde Méjico! Pienso que estaría bien que se pudiera comprar azúcar integral de remolacha, hecho con remolacha nacional por una empresa nacional, yo no lo he visto, no sé si existe, que lo Inventen! ja ja
  • Comentar
  • Imprimir

Archivado en:

Lo más visto en El Comidista