Plan para el finde: Panic, la antiboutique del pan

  • Comentar
  • Imprimir
Plan para el finde: Panic, la antiboutique del pan
Los panes de Panic (y los bizcochos de HomeCake). / EL COMIDISTA.

¿Panic? ¿Panic! at the Disco? ¿Panic on the streets of London? ¿De qué hablas? Panic es una panadería artesanal y ecológica que acaba de abrir en la zona de Conde Duque, en Madrid. Aaah, vale. Otra de esas joyerías del pan donde te clavan cinco euros por una chapata.Pues mira, es justo lo contrario. Yo la definiría como una antiboutique del pan. Los precios son más que razonables -de 3,60 a 5,50 euros el kilo-, y hacen sólo seis tipos de pan, todos ellos tan sencillos como verdaderos. Es decir, nada formas extrañas ni de nueces, granos, pipas, cebollas y otros añadidos que, sí, pueden estar buenos, pero que se usan con demasiada frecuencia para enmascarar mediocridades. En palabras de su dueño, Javier Marca, no venden "panes tramposos". Pues si no llevan nada, no sabrán a nada, ¿no? Al revés. El pan de verdad no necesita monerías para tener sabor. Una elaboración respetuosa en ingredientes y tiempos de fermentación, más el horneado, logra desplegar todo el potencial aromático y gustativo del cereal. "Hay gente que me pregunta si llevan miel, o chocolate, porque le sacan esos sabores", afirma Marca. "Y no les ponemos nada: es sólo el tostado de la corteza".

Panic 2 Panic 6 Panic 4 Panic 5



¿La meca panarra? / EL COMIDISTA

Corteza tostada, pan recio... ¿las abuelas del barrio no se quejan de que se dejan los dientes comiéndolo? Javier reconoce que hay gente que le pide "pan blandito", algo que él no está dispuesto a ofrecer. "Al principio se quejan, pero alguno ha vuelto diciendo que le recordaba al pan de su infancia". Supongo que este señor se estará forrando y no querrá compartir los misterios de lo que vende. La panadería es un éxito, desde luego, pero de ahí a hacerse millonario... En cuanto a los secretos, Marca, que ha sido divulgador y profesor panarra antes que empresario, practica la transparencia, y no sólo por elaborar su producto a la vista: explica a quien le pregunte cómo se hace todo, da recetas y charla con la clientela para intentar transmitir cultura del pan. ¿No venden cosas dulces además de pan? Varios tipos de bizcochos artesanos, elaborados por HomeCake. ¿Y montan talleres o algo? Sí, pero suele haber tortas. También planean montar una especie de club los viernes por la tarde con un simple objetivo: tomar un vinito y charlar de pan.

Panic. Conde Duque, 13, Madrid. Teléfono 910 86 22 01. @PanicMadrid. Mapa.

Comentarios

Esta vez si que me encanta el local que has elegido, pan de calidad a un previo razonable, el éxito está asegurado y los panes tienen pintaza.Hoy en Cocinar con-Ciencia, Porco a la alentejana, delicioso "campo y playa" portugués:http://cocinarconciencia.blogspot.com.es/2014/02/porco-la-alentejana-cerdo-al-estilo.html
Este es el tipo de negocio que debería de prosperar, pan de calidad y de verdad, porque el que no haya probado pan realizado con levadura madre, bien leudado, no sabe cual es el verdadero sabor del pan.Nada que ver con los panes de gasolinera congelados que te sirven calentitos y crujientes, pero que no saben a Nada.
Queda muy cerca de mi casa, y cada vez que paso por delante me entra la curiosidad, pero es que Malasaña y alrededores está demasiado llena de panaderías/pastelerías/tiendas de cupcakes y demás como para fiarse xD. Ahora que leo esto tendré que entrar a comprar. Gracias Mikel!
La verdad es que ahora Madrid se está plagando de panaderías de calidad, que ya hacía falta porque hay otras que venden corchopan que no hay quien lo coma! Os dejo un pan casero a ver si os animáis! Feliz finde!http://cocinarconamigos.blogspot.com.es/2014/01/pan-de-masa-madre-de-javi.html
Si el horno fuera de leña ya seria la reostia...
El otro día compré una barra de las normales y estaba súper buena, sabe a pan pan, cosa que sinceramente, casi se me había olvidado con el pan de Madrid... Además son muy simpáticos y jovezuelos, así q espero q les vaya bien.
Interesante. Qué pena no vivir ya en la calle Conde Duque...
Hacer pan en casa me parece de las cosas más difíciles que hay. Nada como encontrar una buena panadería. Yo incluso escribo sobre mis fracasos en el pan: http://cocinapasion.wordpress.com/2013/10/22/el-fracaso-existe-primer-intento-de-pan-de-pasas-y-nueces/
y aquellos que no vivimos en Madrid no tenemos derecho a un buen pan? Pues no seais mendrugos, y si estais por Valencia os recomiendo el pan de INGREDIENTS (masa madre, tambien ecologico y de productos de proximidad) http://desarrollo.ingredients.es/
El pan buenísimo, el precio baratísimo, todo fantástico.Todo eso si tienes la suerte de poder comprar, cada vez que voy no hay pan, se acaba de terminar o está a punto de salir. Y esto es conocido en el barrio. Suerte Javier.
Celebramos que vaya aumentando la familia de panaderos y panarras adictos al buen pan. Y no nos cansaremos de animaros a que lo intentéis en casa, notaréis la diferencia. Os dejo uno sencillo, un pan plano indio, el naan, que podéis cocer en horno o en plancha al fuegohttp://persucar-hipa.blogspot.com.es/2014/01/pan-naan.htmlSaludos y buen finde!
Lo celebro! aunque pienso que es complicado que compre pan ahí, viviendo en Valencia... He de decir que aquí has de buscar hasta debajo de las piedras un pan de calidad (que lo hay, en la calle Sueca un horno de leña con un pan espectacular, o en Migas, etc...), sin embargo, cada vez que voy a Madrid (suelo ir a Las Rozas), no sé ni en qué panadería comprar porque me parecen casi todos buenísimos! Todo lo malo que me parece el café, me parece de bueno el pan. Y sobre todo, enhorabuena a iniciativas como ésta, porque lo que sea hacer productos de calidad a PRECIOS REALISTAS, es bienvenido!!!
Vivo en Barcelona y cuesta horrores encontrar un pan de calidad. En muchos hornos son las mismas barras que las que puedes encontrar en el super. Por cierto siempre veraneo en galicia y este año me pasé por Cea (gracias a la entrada que hiciste) y desde mi humilde opinión, el mejor pan que he probado en mi vida. Era un obrador que a las cinco de la tarde estaban trabajando sin parar, quizas habían 500 bollas para cocer y me dijeron que las suministraban a toda españa.... Una pasada.
Espero que muchas panaderías se animen a seguir el ejemplo de esta "antiboutique", a ver si poco a poco vamos aprendiendo a a comer buen pan.
Es cierto que no hay nada mejor que un pan bien hecho, mi abuela lo hace, cuando puede, en horno de leña, que la mujer ya no está para muchos trotes. El pan, si es PAN, no necesita nada más!
Buen dato Mikel, sin lugar a dudas iré a conocer Panic. Otra opción es que uno aprenda a hacer su propio pan. Paolo Brich te enseña en tu propia casa como hacerlo, muy fácil. http://www.cocineroamedida.com/producto/paolo-brich/
Marca no fue el que se peleó con los de Harina porque al final no hacían pan auténtico? Harina me pareció un timo. Me queda un poco lejos Panic, pero me pasaré por allí alguna vez.
Pero qué pinta mas deliciosa, como hosteleros profesionales os recomendamos una buena presentación, a veces se come por los ojos.www.comercialandalucia.es
Precisamente mañana voy a descubrir las bondades del pan de Javier. Me dicen que es de lo mejor que hay en la capital.
Hace poco compre ahi pan y me parecio espectacular. El pan "normal" de 3,60 (de un kilo). Sabia espectacular. Que si echamos cuentas, sale ligeramente mas caro, que comprar el equivalente a 5 barras de pan de 200gr de una panaderia normalita.
Quién nos iba a decir hace unos años que el sabor del pan iba a ocuparnos un rato del plan del fin de semana. El paisaje central de la mesa, el envoltorio de las chacinas o las tortillas que nos llevábamos a la escuela en la cartera, el coche escoba de las salsas del segundo plato convertido en materia de discusión. Y yo que me alegro. Hace años que se desprecia el pan, hace años que las grandes panificadoras banalizaron el pan, abarataron el coste de producción con sus fórmulas y métodos para engullir a los artesanos, nos engañaron con el volumen para distraernos del peso, y convirtieron su sabor en un búscate la vida, no te lo comas sin nada que te aburrirás. Y en todas sus formas, ahora te ofrecen mil nombres, mil procedencias y mil formas para que acabes sabiendo que es el mismo perro con distinto collar.Lo primero que me gusta de Panic, cuyo pan sé que no probaré jamás desgraciadamente, es la honradez de vender al peso, y en segundo lugar, y si merece un espacio en este blog, es que su pan debe ser delicioso. Felicidades y que vaya muy bien. Enhorabuena a los vecinos, el pan es de proximidad, aquí un comedor empedernido de pan con aceite (ahora sin sal) muerto de envidia.
Panic: No me parece una buena política de fidelización burlarse de los clientes por twitter.
Por fin un Pan, Pan que no da PÁNICO en Majerit. Nos recuerda a uno que se hizo en Sanse (The Loaf )hace un par de años en .verano en una panadería temporal y se va a volver a hacer este año de forma permanente d.m. por suerte, pa los que viven en esta bonita ciudad del norte. Zoriyonac Enhorabuena a los Marfiles ! .
Desde Sanse, Zoriyona, Enhorabuena a los Madriles !!!!!!
Lo descubrí por casualidad paseando por el barrio hace unas semanas. Dos palabras: im-presionante. Adicta desde el primer día.
Pues yo he ido hoy y ya puede estar muy bueno, pero me han tratado como el culo esa panda de modernos. No vuelvo, prefiero comer pan de panificadora antes que les funcione el negocio. Maleducados.
Un Obrador de pan que no abre domingos es la anti boutique, el anti sentido comun y el anti todo
Precisamente mañana voy a descubrir las bondades del pan de Javier
A mí me echa un poco atrás tanto integrismo, la verdad. Esa especie de militancia fanática sobre lo que debe ser el pan y cómo debe comerlo la gente. A ver, ¿por qué el pan tiene que tener una corteza de dos centímetros de grosor, que lo hace inaccesible para ancianos y niños? ¿Y por qué hay que burlarse de los que piden un pan que lo puedan comer los niños y los ancianos? No entiendo que se burlen de esos clientes en su twitter. Es como si en un restaurante se niegan a servirte la carne al punto que tú deseas y encima se chotean de tí. El pan es pan. Ni más, ni menos. Está bien que el pan sea bueno, pero, francamente, en una comida lo que menos me preocupa es el pan. Además, que te guste un tipo de pan que no es del agrado de los integristas no te hace gilipollas. Más bien su intolerancia les hace gilipollas a ellos.
Qué gran página de cupcakes. Como cocinero os recomiendo esta web con todas las cosas de Wilton para que salgan preciosos.http://www.comercialandalucia.es/17_wilton
Tengo muchas ganas de ir y probar estos panes de verdad...creo que no hay muchas panaderías auténticas en Madrid.
Interesante post!
Muy buenos productos pero un perdonavidas pedante el dependiente. No vuelvo
No puedo estar mas de acuerdo con el comentario de oé . Todos estos listillos que por lo general son unos "recién llegados" a este sector, hoy te hacen pan, mañana cerveza y pasado Ginebra , luego desaparecen.
Pues el pan de PANIC me parece fantástico, y ya he ido varias veces a comprar. Pero si el pan es de "10" , el trato de Javier al público no llega al aprobado. Soy amante del pan, me apunto a cursos y hago pan casero con frecuencia. Fuí la primera vez a Panic con un amigo que nada sabe de pan y hasta a él me comentó al salir que que mal nos atendieron. Yo ilusionado y Javier ignorando cada pregunta que le hacía tonteando con el Whatsapp o lo que fuera. Le pregunté por sus panes y todo eran monosílabos o respuestas de sobrado y snob. Si a eso le sumo algún que otro comentario despectivo de sus clientes via "twitter" pues mi impresión acaba de formarse. De todas formas he vuelto alguna que otra vez y volveré pero no mejora de cara al público. Yo soy de los que van a ver una gran película al cine aunque el director de ésta no sea del todo de mi agrado ;) Viva el pan!
El pan Panic parece ser que es fantástico, soy aficionado al pan tan de moda en estos tiempos, pan de nueces, pan de pasas, pan integral autentico, etc... la verdad es que con un buen horno de convección, osea con aire caliente y una buena materia prima podremos disfrutar del mejor pan, pero si queréis esto sin necesidad de hacerlo visitar a Javier. Ah!! como anécdota os comento que en esta web http://www.hosteleria-online.com/ he encontrado variedad de hornos de convección a buen precio...ahí lo dejo. Saludos
mucho crítico envidioso con poco sentido del humor. Yo también he ido, y quien se ofenda con los comentarios de Javier es que no se sabe reir de su propia ignorancia. Es una persona directa y transparente, pero de ahí a ser ofensivo...su pan sincero como Panic.
El pan está riquísimo, pero es cierto que la mitad de las veces no tienen. Permiten reservas y el problema es que reservan el 100% de lo que hacen, por lo que al vecino que pasa o incluso que se desvía para comprar el pan se encuentra con que un sábado a la 1h no tienen pan. Además puedes estar fácil 10 minutos esperando mientras todo el mundo está de charleta para que alguien te pregunte que qué quieres y luego decirte que ya no les queda nada.Pecan de pachorra, otro día esperamos 20 minutos para comprar con 2 personas delante nuestro.
Soy del barrio, siempre voy de paso y nunca me he quedado sin pan. Si además te dura más de 10 días es cuestión de organizarse. Estamos tan acostumbradas como clientes a tenerlo todo cuando mejor nos conviene que nos olvidamos de uno de los ingredientes principales de las cosas bien hechas: el tiempo. Y nuestra paciencia. Me gusta Panic. Sus productos y su gente. Ambos me parecen honestos, reales y transparentes. Aunque confieso que me gustaba más cuando no tenían nombre, era casi como un momento clandestino y secreto.... Algo tan bueno no lo puede saber todo el mundo!Enhorabuena a todo el equipo y nos vemos pronto!
Estuve ayer, después de leer en un foro que era de los mejores panes de Madrid y, desde luego, no me ha defraudado, llegué a casa de mis padres, abrí el pan, y el olor ácido típico, hacía años que no lo olía, está espectacular, y mis hijos que estaban allí, se pusieron ciegos de pan, vamos, se fueron cenados, pan de Panic, chorizo ibérico y queso curado... placer de dioses.Por cierto, a mi me atendió el propio Javier, y, no puedo decir nada negativo de él, fue tremendamente correcto y simpático y, de hecho, me animó incluso a hacer el pan en casa, la verdad, un 10 en todo.
Los auténticos TALIPANES... Groseros, snobs, fundamentalistas...Que les den...
Lo he visto en Telemadrid la noticia del pan de Panic de Javier Marca. Vivo algo lejos de dónde se encuentra su panadería. De todos modos llevo años comiendo pan ecológico, y últimamente he decidido desde qué comenzó el año hacerlo yo mismo. Con harinas integrales, semi y normales todo ello siempre de cultivo limpio de pesticidas, herbicidas y fertilizantes químicos. Voy ganando calidad de vida, ya que hace poco se hizo un estudio en profundidad sobre el Alzheimer, y es más seguro padecer esta enfermedad y otras que no digo, por el consumo de alimentos desnaturalizados, que dicen ser naturales. Por lo que animo a todo el mundo a seguir la senda de lo ecológico. Así se matan dos pájaros de un tiro, por un lado la naturaleza gana y ganamos todos.
Lo vi anunciado en Telemadrid y quise probarlo, he de decir que desde muy pequeña, en el pueblo y pueblos de al rededores, he probado panes espectacular, también aclarar que en casa de mis abuelos, se hacía el pan con horno propio. Y el pan que yo compre, no tiene nada que ver con el pan de pueblo. Ese amargor es horrible, la levadura tanto tiempo fermentando se pone acida y eso no es buen sabor para el pan. Es una pena, pq su textura es buena, lástima que tenga ese sabor. A mi no me ha gustado
Es una lástima que muchos días salga ácido
Es una lastima que a veces les salga demasiado suave. Nunca llueve a gusto de todos.
Compramos pan allí la semana pasada, y estaba realmente bueno. Es tremendamente complicado conseguir pan en Madrid. Por ahí chapó.Respecto al chico q nos atendió, fue maleducado, pedante, y hasta rozando el insulto con tanto vacile. Muchisima prepotencia. Se le quitan a uno las ganas de volver.
Hoy he ido a Panic por primera vez. Después de todos los comentarios negativos leídos aquí, me esperaba que el hombre fuera un ogro, echara fuego por la boca o algo. Me he encontrado a un tío sonriente y bastante majo que me ha atendido con eficiencia. Por mi parte nada que objetar, volveré seguro.
El pan, bueno. El trato, la pedantería, que un local a pie de calle lo tenga todo "reservado" y que se pavoneen de que "los restaurantes se lo llevan todo"....la misma bobería de los modernos sin respeto por el cliente.
Si lo explican, son pedantes; si no lo explican, faltan al respeto al cliente; si reservan, son pedantes; si no reservan, faltan al respeto al cliente; a unos les parece caro, a otros barato; a unos les parece muy ácido, a otros poco ácido; si hacen hogazas de kilo, son muy grandes; si las hicieran pequeñas, serían demasiado pequeñas; si no abren los domingos, son idiotas; si abren a mediodía y no cierran hasta las 9, no importa. Del respeto DEL cliente, ni palabra, claro, que tenemos un euro y siempre tenemos la razón. Y todo esto por comprar pan. Españolismo puro. Vamos bien, gracias.
Dos veces he ido por supuesto ninguna de las dos tenían pan... desde luego no habrá una tercera, cada vez me atendió uno diferente pero igual de malecuados y pedantes y desagradables.
He ido unas cuantas veces por su pan. He decidido no volver por el trato que recibí.
No soy del barrio, pero aún así me había acercado 2 veces. Ninguna de las veces lo conseguí. El trato del dueño, Javier Marca, borde borde borde y despreciativo. El resto de empleados bien.Hoy lo he intentado otra vez. Por supuesto estaba reservado, y he osado a decirle que si estaba dura la corteza del de centeno que era lo único que le quedaba. Me ha soltado una pedazo bordería... No pienso volver.
Un pedante sin límites. La mesa estaba llena de panes y nos dijo con desdén "están todas reservadas", impresionado que alguien hubiese ido a su tienda "sin reserva". Que asco de sitio, no vayáis.
Hoy he descubierto por casualidad Panic, he comprado una especie de hogaza de pan, y cuando he llegado a casa me he conectado a Internet para saber más de este establecimiento.Me sorprende la gran cantidad de críticas al deplorable trato que reciben los clientes por parte del que me ha atendido un tal Javier al parecer dueño, director, jefe o lo que sea de la panadería. A mi también me ha parecido pretencioso prepotente y poco educado ya que a una pregunta que le he formulado, me ha contestado de contestado de forma despectiva, al parecer la máxima del establecimiento es " El cliente siempre es BOBO" Por muy buenos que sean sus panes, comercialmente un CERO.Hay más panaderías en Madrid con buena calidad y sobre todo más amables:www.vienalabaguette.com/ en C/. Santa Brigida, 6www.harinamadrid.com en Plaza Independencia, 10Y otros más.Como este "caballerete" no baje de su pedestal le auguro un futuro cortito.Por cierto todavía no he probado el pan.
EL mejor pan de madrid, por lo menos para mí, por ahí algo serios, pero a mi me gusta yo voy a buscar el pan no ha que me hagan chistes ni bromas todos unos profesionales elaborando pan y se nota en su calidad.
Parece que nadie le pilla el punto al sr. Marca. Yo ya no como otro pan que ese, tengo la suerte de vivir cerca, y es verdad que cada vez que voy a por el pan pienso "Ay, madre, por dónde me saldrá este señor hoy", pero al final creo que forma parte del trato, porque para meterse en ese fregao hay que tener un punto de locura ¿no? Yo no creo que sea prepotencia, sino un punto de genio loco así que requiere de cierto tiempo para entenderlo.. En todo caso, este señor lo que vende es pan, y eso está rico. Si se vendiera él, supongo que sería Meetic y no Panic.
Genio? Lo de loco no lo disputo, desde luego, pero lo de genio? Es una palabra que no debería maltratarse de esta forma, cielo santo. ¿Qué ha inventado este muchacho? ¿La penicilina? ¿Ha unificado relatividad y mecánica cuántica?¿Ha descubierto la vacuna contra la malaria? Ponga un genio en su vida, que están de saldo.
El pan es bueno. No saben venderlo. Desgraciadamente, están superados. Montar una panadería a pie de calle y agotar existencias antes de abrir es absurdo. La tercera vez que lo intenté, fui con reserva. Me hicieron esperar 50 min. El trato, lamentable. Me estaban haciendo un "enorme favor". No vuelvo.
El típico negocio que vive de la publicidad mediática del propietario, ex-empleado de Prisa y bien relacionado con bloggers y suplementos culturales. Es todo humo. He comprado pan dos veces, por darles un margen. El primer día un "palo" que estaba ácido hasta decir basta. Otro día un integral que dejaba un regusto amargo muy desagradable. De momento somos muchos los que, movidos por una reseña periodística o un una noticia en un suplemento, nos acercamos a probar. Madrid es grande y da mucho margen para éso. Pero cuando todos hayamos desfilado... Qué pasará? Se ve en muchos negocio de Madrid, sobre todo de restauración. Para remate está el vendedor... un snob sabelotodo que te trata como si te hiciera un favor vendiéndote su pan amargo!?! Os aconsejo que vayáis para contemplar la estampa de un globo publicitario llamado Panic: muy hinchado y aparatoso, vacío y que terminará haciendo plof!
Hace unos días estuve en la calle de los artesanos, Conde Duque, animado por una reseña de El País. Ahora me pregunto: Calle de los artesanos? Si sólo está esta panadería y una quesería al lado. Es increíble cómo se inventa una realidad virtual El País para ayudar a sus amiguitos y compañeros de andanzas. Lo digo sobre todo porque lo de la panadería esta no tiene nombre. Sólo hacen pan, nada más, y sólo tienen cuatro clases!!! He estado en locales artesanos en Francia, Alemania, Italia y el surtido que sacaban cada día era alucinante. Lo de Panic es de pena y se resume así: cuatro vagos metidos a panaderos (hacen cuatro clases porque dos ya seria de vergüenza), vestidos con pijama (literalmente), que ni saben atender (bordes, sobrados, groseros y toscos cuando te hablan), ni hacer pan (sabe amargo), ni quieren madrugar para tener pan listo para sus posibles clientes... Éso sí, están en los suplementos de prensa todas las semanas gracias a sus contactos y amistades. Lo peor!!
Mi experiencia en esta tienda: entramos tres amigas y nadie nos atiende. Un barbas cuarentón, con una camiseta en la que pone "panarra maleducado" está al fondo del local hablando con otro tío. Ni caso. Pasados un par de minutos le pregunto: perdona, teneis pan? Me responde: has encargado algo?Le dije que no, y que me podía pasar en un rato, porque se veía que estaban cociendo más. Respuesta: te he dicho (ésto es literal) que está todo reservado! Menudo impresentable el tío. Además, en ningún momento se acercó a nosotras, nos hablaba con desgana desde la otra punta del local. Nos salimos riendo porque no nos podíamos creer lo que habíamos visto. Maleducado no, tonto tonto tonto!
Si llamas y dices que eres un restaurante, o un periodista gastronómico sí que se les abre el culo como una boca de metro. Si eres un cliente normal, que vas a por un pan, eres basura. Te piden respeto y que recuerdes el gran favor que te hacen vendiéndote su pan.
Yo soy vecino y he estado comprando pan alli casi un mes. El trato con Javier me da lo mismo. No me gusta el compadreo ni las charlas en los comercios. Hablo lo justo. Quiero que me den el pan, encargar para el próximo día y punto. Yo he dejado de ir por el sabor. Siempre me llevaba espelta o integral, y unas veces estaba bueno, pero otras ácido, otros días como amargo, y otros dejaba un gusto rancio muy raro. Se lo comenté una vez a uno de los empleados que me atendió y su argumento es que son sabores de la fermentación natural. He comido buen pan en muchos sitios y sé que esos sabores no son normales. Hace ya tiempo que dejé de comprarlo.
Soy de un pueblo de Zamora, y hasta que salí de allí siempre había comido panes grandes, que duraban varios días. Cuando me enteré que existía esta panadería llamada Panic me alegré muchisimo, porque por fin podria volver a comer pan como el de mi pueblo. Me vendieron un panaco de kilo, de aspecto espectacular. Cuando lo abrimos en casa, dios!, estaba ácido, y olía hasta mal. Mi mujer volvió a enseñárselo y a decirles lo que había pasado. Ellos se rieron y dijeron que es lo normal en un pan de verdad, que ese es el olor y sabor del pan auténtico. Yo nunca jamás había probado un pan así de asqueroso. He vivido dos años en Italia por trabajo, y otros dos en Holanda, además de que me encanta buscar panaderias buenas cuando viajo por España. Nunca había probado un pan de trigo con ese sabor tan terrible. No sé de donde se han sacado la idea de que el pan tiene que ser así de apestoso... Si es que ese sabor te jode cualquier plato que acompañe!!!
Rancio el pan y rancios los panaderos. Literal. La verdad es que no entendía el misterio de este sitio hasta que he leído los comentarios de aquí. Así que el dueño es un ex de Prisa. Ok. Ya me cuadra tanto bombo mediático y tanta referencia del comidista.
He ido cuatro veces, porque me pilla de paso, y nunca tienen pan. Un chico me dijo que estaba todo reservado para restaurantes. Me ofreció un Centeno, que no quise. No tenían de nada. El local parecía un ala de psiquiátrico... pelado, pelado. Ni una magdalena, ni un croissant, ni un bollo, ni nada salado. Sólo cuatro bizcochos encima de una mesa, ahí en moldes sin tapar ni nada, que daban una grima... Les habrá caído de todo encima! Qué mal rollo de sitio!
He probao el pan "base" por las muchas recomendaciones que he visto en Internet. Ni fu ni fa. Un pan mucho mejor que el de cualquier chino, pero no como para ir hasta Conde Duque. Imagino que bien para los vecinos.
¿Panaderos?A cualquier cosa se le llama panadero en los últimos tiempos. A un tipo que presume de haber bajado de su casa a hacer pan en la calle. Y si todavía lo hiciera bueno! Le pasa como a la otra gran panadera recién llegada a Madrid, que la tenemos hasta en la sopa, alias Beatriz Echeverría, seudónimo tras el que se esconde la hija pequeña de Luis María Ansón. ¿Quién está detrás de Javier Marca? Porque tanta publicidad sólo puede ampararse en amiguitos, conocidos y personajillos que mueven blogs y publicaciones de este país. Claro que la culpa no la tienen ellos sino los tontos como nosotros que hacemos caso de las mentiras que escriben y publican periodistillas de tres al cuarto que, como fieles voceros, publicitan lo que les mandan sus amos. Qué sociedad la madrileña, que eleva a los altares al primero que dice saber hacer algo...
El pan de El Horno de Babette está mucho más bueno que el de Panic. José Carlos Capel ha dicho que es la mejor panadería de Madrid. Además, son muy amables contigo, y te atienden muy bien!
Lo que no dice Capel es que conoce bien a Beatriz Anson Balmaseda, que así se llama la Babette en realidad, pues es hija de don Luis María Anson (el de ABC y LA RAZÓN), y sobrina del íntimo amigo y tutor de Capel en sus años mozos: Rafael Anson, presidente de la real academia de Gastronomía. Vamos que la conoce desde niña, y a toda su familia, millonarios que tributan por medio de Sicab. Aquí tenemos a otra pijiprogre, que vive en un chalet de un millón de euros en puerta de hierro mientras juega a ser la panadera. Está ayudada, eso si, por toda la nauseabunda oligarquía de colegueos e influencias del madrid más rancio: todos los días en Telemadrid y en los suplementos de abc, el mundo, etc. Qué la niña lo vale! Qué asco de gentuza!
Proletario, no sé qué problema personal tienes con Babette, porque no dudo de que hay algo personal en tu extraña agresión contra ella, pero deberías resolverlo cara a cara en otro sitio más apropiado. No es verdad lo que dices: los conozco muy bien, fui alumna de la escuela y les ayudé durante la apertura del Horno. Me consta, porque fui testigo, que costó muchísimo que vinieran periodistas, sobre todo Capel, a quien te aseguro que nadie conocía, a probar los panes. No me interesa dónde vive Beatriz (que no es donde tú dices), pero sí quiero recalcar que su panadería está perdida en el barrio del Pilar y no en un barrio de moda. Me da igual cómo viva su familia: el caso es que hace uno de los mejores panes que he probado nunca y es lógico que le sea reconocido por la crítica que tan deshonesta te parece y que tanta rabia te da. Por cierto, es curioso, este comentario es calcado a una entrada de diciembre en el blog de la Tahona de San José, de su panadero, que rivaliza habitualmente con el pan de Panic y Babette.
"Claro que la culpa no la tienen ellos sino los tontos como nosotros" — PelayoNo hay más preguntas señoría
Soy cliente habitual d Panic, ( solo hay que llamar unas horas antes de ir y siempre hay pan) y no tengo la mas minima queja. El pan, con diferencia, es lo mejor que he probado en mi vida, pesa, huele y sabe, es como debería ser el pan en cualquier sitio. Con el trato no he tenido ningún problema, me gusta que me traten de tu a tu y no como si fuea una tienda nespresso. Creo que muchas veces se confunde ese trato de tu a tu con prepotencia. En Madrid estamos muy acostumbrando a que como clientes nos traten como a señorías y que nos digan que no, nos mosquea. Si se piensa bien, no creo que sea de su agrado tenerle que decir a alguien que no, seguro que hacen todo lo posible por hacer la mayor cantidad d panes. Su éxito se basa en la calidad de su pan y no en ninguna campaña, doy fe.
Leí el artículo hace mucho tiempo, y no me entretuve a mirar los comentarios... hasta que me han hablado de ellos. No entiendo cómo tanto tiempo después hay quien se dedica a realizar comentarios con el único fin de insultar y desprestigiar a una empresa. Me parece ruin y falto de responsabilidad arremeter contra el trabajo de personas. En Panic se trabaja a diario de forma ininterrumpida de 7 de la mañana hasta las 22 horas de la noche, con un horario de atención al público más que amplio; en la noche del viernes al sábado se produce a destajo para poder atender la venta del sábado y poder descansar el sábado por la tarde y el domingo. Quien quiere pan para el fin de semana lo puede reservar y consumirlo al día siguiente, porque es un pan que dura perfecto durante días por su modo de elaboración. Se producen 400 kg de pan y se vende todo, y el hecho de reservar es una recomendación que realizan a todo el que va, porque la producción está limitada al tamaño del local y lo que dan de sí los hornos y la jornada de las personas que allí trabajan, insisto durante muchas horas. No encuentro qué problema hay en reservar, cuando yo era pequeña reservábamos el pollo asado en la pollería y jamás escuché a mi madre quejarse, reservamos habitualmente en los restaurantes y no nos quejamos... Del trato, es una cuestión de afinidades, pero cuando voy al supermercado no pretendo hacerme amiga de la cajera, y si no es simpática lo más lógico es que vuelva a comprar porque mi intención es simplemente llevarme el producto a casa. Javier no es dependiente, y por tanto su trato al público es exactamente igual que su relación con la gente, y te podrá caer mejor o peor, pero no se trata de ganar un amigo para toda la vida, sino de comprar pan. A pesar de ser el dueño de la panadería trabaja durante todo el día, haciendo personalmente el reparto a los restaurantes, y atendiendo después la venta en el local. En cuanto al sabor del pan, aquí es donde realmente hablamos del gusto, que es lo principal en el consumo de un alimento. En Panic se vende pan, y las variedades son las que han decidido realizar porque apuestan por el sabor puro del cereal. A mí personalmente me gustan todos sus panes y ya no consumo otros, pero es como el que compra leche desnatada porque no le gusta el sabor de la leche: se compra sabiendo que entre el producto original y lo que consumes lo único que hay en común es el nombre. Su presencia en medios es una herramienta que se utiliza en miles de empresas y un modo más de dar a conocer su producto y su trabajo: un producto honesto y el trabajo de personas que apuestan por un tipo de empresa diferente. Luego se nos llena la boca hablando de cambios de paradigma y cambio social y en cuanto alguien apuesta por abrir una empresa que se diferencia del resto y en la que se apuesta por el trabajo artesano nos echamos encima como lobos. Es una pena que el deporte nacional siga siendo la crítica destructiva.
No entiendo que para comprar una simple barra de pan haya que reservar con un día de antelacion. Y encima se asombran los tenderos de que no hayas reservado. No conozco ninguna panadería en que tengas que reservar para comprar un pan. Además que siempre que vas los estantes están vacíos. Un negocio peculiar donde los haya, parece que no quieren vender. Si dicen estar abiertos de 9.00 a 22.00 horas no entiendo para que, pues siempre que voy a comprar pan no hay.Además hay un tendero que es un borde y ni te mira. Y el otro que es un brasas, se enrolla con los clientes diciendo que clase de harina lleva el la, para nada, pues luego no hay nada que comprar.Ni Juan ni Juanillo, a ver si recibís un cursillo de trato al cliente y también otro de optimización tiempo invertido producción obtenido.OS deseo mucha suerte pporque la vais a necesitar
A mí el debate sobre que el pan de Panic está malo porque sabe ácido me recuerda a cuando traigo pollo y huevos del pueblo criados en libertad como hace siglos y algún osado me dice que están malos porque "saben a pollo". Hemos perdido tanto el sentido del gusto, nos hemos acostumbrado tanto al sabor a plástico, que si volvemos a sabores tradicionales nos resultan extraños.Nos hemos
me encanta el pan, y lo he comido en muchos sitios dentro y fuera de España. Nunca había visto nada igual al sabor amargo de Panic. Es intragable! Pero ahí están sus colas de gente. Les han dicho que el pan es así y se lo comen. Como dijo Azaña en uno de sus discursos: Es peligroso poner en circulación una tontería en Madrid; arraiga como sus feas acacias!
Que pinta tiene el pan!!!
El pan sabe a rayos...
Llevo dos meses viviendo en Madrid y me he puesto a buscar una panadería decente. Mi primera opción por las críticas de Internet ha sido Panic. Si ésto es lo mejor de Madrid, cómo será lo demás! Malo, malo, malo!!!
  • Comentar
  • Imprimir

Lo más visto en El Comidista