Munchies: una dosis de comida irreverente

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo
Munchies: una dosis de comida irreverente
'Fresh off the boat', uno de los programas de Munchies. / VICE.

Primero fueron las recetas televisadas. Después, los famosos cocinando. Más tarde, todo tipo de documentales sobre comida, concursos de cocineros aficionados o profesionales, y realities para aburrir al espectador más tragaldabas. Y justo cuando parecía que la fórmula gastronómica-audiovisual ya no daba más de sí, aparece Munchies: una web de vídeos y textos creada por la revista Vicecon la intención de contar este mundo de otra forma: sin convencionalismos, con humor e irreverencia, y pensando, definitivamente, en un público joven al que los shows habituales de cocina le parecen sosos, aburridos y planos.

En lugar de una demostración culinaria entre fogones al uso o el típico documental onanista en el que se cantan las alabanzas de tal o cual cocinero estrella, los vídeos de Munchies "pueden incluir una noche de juerga con un chef, el diario de un viaje culiario por Oaxaca o un tutorial de zumos y batidos con el cantante de un grupo de hardcore que ha llevado una dieta vegana durante 30 años", según cuenta uno de sus creadores, Christopher Grosso, desde su cuartel general en Nueva York. Más ejemplos de temas atractivos para Munchies: una loquísima hamburguesería en Tokyo que debe su nombre a la actriz con menos cintura de la historia del cine; la cocina mexicana-fusión de Enrique Olvera, capaz de mezclar sin prejuicios café, mayonesa y hormigas, y conseguir que la gente vuelva a por más, o las aventuras gastronómicas de Action Bronson, un rapero obeso cuyo programa en la web se llama Fuck, it's delicious.

Grosso marca así la diferencia entre un programa de televisión convencional sobre comida y sus Munchies. "Nosotros queremos destacar la historia de la persona que nos presenta la comida, más que la comida en sí. No queremos retratar la carrera culinaria de alguien en una competición de seis semanas, ni tampoco creemos que el discurso gastronómico empieza y termina con y en los cocineros: buscamos chefs o gente relacionada con la gastronomía que tenga una historia o perspectiva interesante, o personas fuera del mundillo gastronómico de los que los medios tradicionales ni han oído hablar. Todo el mundo está relacionado con la comida: o lo estás o estás muerto".

Munchies empezó como una serie de vídeos en las que los chefs demostraban que, además de comer, les gusta mucho beber: se iban de farra por sus restaurantes y bares favoritos y acababan cocinando algún plato a las tantas. Pero sus creadores se dieron cuenta de que la criatura se les había hecho grande, y les pedía más. Lejos de estancarse en un formato que podía morir de éxito, pensaron que debían dar alas al proyecto. "Decidimos que Munchies, que formaba parte de Vice.com, estaba muy bien, pero nos limitaba demasiado. Estábamos conociendo muchísima gente interesante con historias relacionadas con la comida, pero no podíamos ir más allá del formato del show. Así que nos complicamos aún más la vida y lanzamos un portal temático dedicado a la comida, lo que nos permite incluir cualquier cosa".

No podemos evitar preguntarle a Chris por qué el público de Vice, que hasta hace relativamente poco parecía más interesado en el hardcore, los viajes de ayahuasca o los tatuajes en el ojal que en el punto de cocción de las gambas, está ahora tan volcado en la cocina. "Obviamente hace 10 años había un montón de gente joven y cool en el mundo de la gastronomía, pero estaban más ocupados en aprender a hacer bien su trabajo que en dedicar tiempo a la prensa. Ahora que han ganado control, están mostrando sus ideales, y la gente más joven puede verse reflejada en ellos. También se da la circunstancia de que la gente joven ya no gasta dinero en cine o música, y sale más a comer o a beber".

Aunque los vídeos ya han acumulado 50 millones de visionados según cifras de sus autores, éstos se muestran prudentes a la hora de venirse arriba con su propia obra y aseguran que lo mejor está por venir. "Creo firmemente que nuestra mejor producción, como un reportaje que estamos produciendo sobre políticas alimentarias, o nuestro documental de larga duración sobre Andy Ricker, todavía está por ver".

El primer vídeo de Munchies que se grabó en España retrató una noche con los gemelos Max y Stephano Colombo, del restaurante veneciano de Barcelona Xemei. En el segundo, que acaba de ser publicado y se puede ver al final de esta entrada, servidor le pega al porrón y a la manduca con algunos amiguetes en tres lugares de la misma ciudad: la Bodega Montferry, La Pubilla y el Coure (si tenemos un poco de color vampiro y decimos algunas tonterías, es el vino, no nosotros). ¿Habrá más Munchies por aquí? "Me gustaría hablar con Elena Arzak sobre lo que supone trabajar con tu familia a ese nivel", asegura Grosso. "Y si hubiera un cocinero que tuviera un restaurante de tapas muy típico en Andalucía, también me gustaría salir de noche con él. Pero de momento son todo especulaciones".

La típica captura que pilla tu mejor momento. / VICE

Documentación: Mònica Escudero.

Comentarios

Tiene su gracia, porque salvo los que se alimentan de precocinados, el resto tarde o temprano acabamos preparando algo... eso sí, nosotros nos quedamos un la comida-fusión, con productos de calidad como estos:http://cocinadeemergencia.blogspot.com/2014/05/cuando-se-organiza-unacena-con-amigos.html
Seguro que està muy bien, nos interesa conocer la vida de las personas relacionadas con la gastronomia más allà de la cocina., Genial! Por cierto si queréis ver una receta espectacular para hacer con esas verduras que andan dando vueltas por la nevera poniéndose pochas mirad que pedazo de verduras braseadas con tomillo y limón que publico hoy en mi bloghttp://lesreceptesquemagraden.blogspot.com.es/
¡¡Qué haaambre me ha dado el vídeo!! No llamarse MLI te expone a que te echen a gorrazos de una cocina con sólo asomar las narices.
Que envidia de noche, probando de todo... yo me quedaria atrapado en la primera bodega.
Si Grosso quiere una experiencia realmente intensa, yo le recomendaría un programa, farra incluida, con el dueño de esta casa: http://www.casapepeespana.com/
Ahora siento una necesidad terrible de ir a Barcelona y hacer esa misma ruta gastronómica. Si puede ser contigo y con tus amigos, que parecéis gente súper maja!
Mikel, si El País se cansa de ti, ya sabemos donde buscarte...el primer abrazo ya te lo han echado y no ha sido discreto precisamente...
Oye, ¿cuantas veces cenas en ese vídeo? Tienes alma de funcionario de ventanilla con su típico doble desayuno.Bueno te voy a tener que soltar el típico comentario, porque sino reviento:Ese es tu trabajo y ¡ encima te pagan las comidas!, es que me pongo verde alcachofa de envidia...
Todo es respetable y en la variedad está el gusto! Pero menos mal que el nuestro es el contrario a los Munchies irreverentes. Apostamos por la sencillez, la elegancia y lo poético sin renunciar a lo divertido y al sentido del humor. Www.dosyemas.com
Me quedo con el momento "La masa madre es como un hijo". Me lo apunto para el futuro.Genial el vídeo!
Bufffff, que entrada más buena y que entrada más "espectular", creo que la palabra está de moda y soy "muy fan".El video último no tiene desperdicio, lo único el último local de cócteles que no lo anuncias, snif, snif.Salu2!!!!
Que Ilu, Comidista¡¡¡ sales leyendo en voz alta un comentario que hice en tu articulo sobre cocinar con drogas... Me llama la atención el tono de voz de colocón permanente que pareces tener todo el rato, ahora lo entiendo todo, tu le pegas a las drojas cosa fina. :)
estoy totalmente contigo purtufu!!!!
Pues claro, no tenéis más que fijaros en la cantidad de botellas que hay en el escritorio. Pero qué morro,vaya vidorra se pega y encima con ese tipín.
Mucha ilusión que haya aparecido el zurracapote, aunque sea de pasada, en el video. Qué recuerdos... Bueno, mejor dicho ¿qué recuerdos? Es bastante peligroso.
Recuerdo en fiestas de Basauri ver revolver el zurracapote con una fregona. Y si lo recuerdo es porque no me atreví a bebérmelo! Deporte extremo...
La entrevista a la chica de Let it be, surrealista. Flipante.
Lo malo es que estos programas ya no se emetiran por tdt, normalmente era xplora quien nos ofrecía estos contenidos más alternativos. A ver que sucede ahora.http://blogs.uab.cat/barcelonainfo/
Una visión diferente de los cocineros a lo que estamos acostumbrados. Buena aportación al repertorio gastronómico.
I've got the munchies, todo un clasico de las noches de juerga. Al menos de lo que pude testar en mis 3 años viviendo en San Francisco los munchies van mas referidos a los consumidores de marihuana, (una de las razones por las que es recomendada como medicina para enfermos de cancer, sida...etc) esta te provoca mucho apetito y en ese estado puedes comer cualquier guarrada, es la ingesta por la ingesta, cuanto mas grasiento, mas azucar, mas, mas, mas, haya mejor.
Mikel, en casi cada una de tus entradas aparece la palabra "vegano". ¿A que algo te atrae? ;)
  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Archivado en:

Lo más visto en El Comidista