Berenjenas con mayonesa de membrillo
Un aperitivo gocho, pero no tanto.

Berenjenas con mayonesa de membrillo

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Un aperitivo vegetariano y frito –pero no muy guarrindondo, lo prometemos– gracias a la técnica secreta de nuestros flamantes nuevos colaboradores, el colectivo Stomako.

"Todo lo que me gusta es ilegal, inmoral o engorda" es el título de un ciclo propuesto por Nyam Nyam –asociación cultural gastronómica de Barcelona– al que tuvimos el gusto de asistir la semana pasada y que va de perlas para nuestra primera aportación a la familia Comidista. Os recomendamos daros una vuelta por su web, tienen propuestas más que interesantes. Sin duda, esta receta contiene las tres condiciones del enunciado. La berenjena ha sido usada de forma fraudulenta en alguna ocasión, también es objeto de acusaciones inmorales, pero sobretodo ahora mismo y en esta receta, engorda, un poquito.

En la operación bikini en la que nos hallamos inmersos algunos es un poco indecente proponer un aperitivo de fritanga, así que procuraremos que esta fruta –sí, es una fruta, no una verdura– no absorba aceite al estilo Bob Esponja con un par de trucos. Para rematar la acompañaremos de una ajonesa –mayonesa con un punto de ajo– con dulce de membrillo, sustituyendo así la miel de caña de la versión clásica granadina. Tranquilos, solo es un aperitivo y está de muerte: hasta la gallina que se coló en el photofinish lo corroboró al momento. 

"Dame más, te lo ordeno". STOMAKO

Dificultad 

Para gallinas ponedoras.

Ingredientes

Para 2-3 personas

  • 1 berenjena grande
  • 1 lata de cerveza rubia
  • Sal
  • 2 cucharadas de harina de trigo

Para la mayonesa de ajo y membrillo

  • 1 huevo grande
  • 1/2 diente de ajo
  • 200 ml de aceite de girasol
  • 50 ml de aceite de oliva suave
  • 20 gr de dulce de membrillo (o más, al gusto)

Para el emplatado

  • Hierbas aromáticas al gusto (opcional)

Preparación

  1. Lavar la berenjena y secarla. Cortar en rodajas de medio centímetro aproximadamente. Colocar en una rejilla y espolvorear sal por encima para quitar el punto amargo. Dejar reposar 15 minutos.
  2. Mientras tanto, hacer la mayonesa con dulce de membrillo. En un vaso de batidora poner el huevo, la mitad de un diente de ajo y el aceite. Con la batidora en el fondo del vaso y a máxima potencia, esperar a que emulsione. Debe quedar una salsa de consistencia ligera pero firme. Añadir el dulce de membrillo y volver a batir suavemente.
  3. Remojar y quitar el exceso de sal con las manos de las rodajas de berenjena, apretando una a una con las palmas de las manos.
  4. Colocar en un plato hondo o bol las rodajas de berenjena y cubrir con una cerveza suave. Dejar reposar 20 minutos. Con este paso, y con la ayuda del carbónico de la cerveza, la berenjena no quedará aceitosa y tendrá un punto crujiente extra.
  5. Volver a poner las rodajas sobre una rejilla para que se escurra el exceso de líquido durante unos 3 minutos aproximadamente. Pasarlas por harina, procurando que no queden cubiertas en exceso y sin amontonarlas, lo que generaría un exceso de humedad y harina.
  6. Mientras tanto, calentar el aceite en un cazo pequeño para poder freír en pequeñas tandas y que no baje de temperatura bruscamente. Freir durante 30 segundos cada tanda de rodajas, pasarlas por papel absorbente para quitar el exceso de grasa y reservar sobre una rejilla para que no se reblandezcan.
  7. Colocar en un bol, plato o cono de papel con una buena cucharada de salsa y alguna hierba aromática fresca por encima. Tomar inmediatamente para que la salsa no reblandezca las berenjenas.

¿Has intentado hacer esta receta u otras de El Comidista, y no te han salido bien? Quéjate a la Defensora del Cocinero enviando un mail a defensoracomidista@gmail.com

  • Comentar
  • Imprimir
  • Enviar por correo

Comentar Normas

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta

Date de alta:
es fácil, gratis y podrás:

  • Comentar las noticias
  • Participar en nuestros canales temáticos
  • Dialogar con los periodistas y otros lectores

Lo más visto en El Comidista