Ensalada de col, apionabo y chirivía
Crujiente, fresca y con la salsa justa.

Ensalada de col, apionabo y chirivía

  • Comentar
  • Imprimir

La ensalada de col no es esa sopa aguachirlada que te ponen con la comida rápida: prepara en casa esta versión con apionabo y chirivía y descubrirás su frescura y crujiente originales.

Hay muchas dudas sobre el origen de la coleslaw, un acompañamiento fresco y crujiente que -según la versión que leas- pudo nacer desde en los Países Bajos hasta en el Reino Unido. El caso es que su popularidad creció en Estados Unidos, donde es una guarnición básica del típico pollo frito al estilo sureño (ese que se conoce en versión industrial gracias a cierta cadena de comida rápida con un señor en el logo).

¿Por qué la ensalada de col ha empeorado tanto? Porque la salsa de bote, el recorte de gastos y, en general, la tendencia a estandarizar los los procesos, ha determinado que la versión que casi todos conocemos tenga que consistir en dos o tres verduras mustias con toneladas de mayonesa. Además, al llevar mucho tiempo preparada, lo más normal es que en el fondo te encuentres un caldillo chungo, mezcla de la salsorra con el agua de las verduras.

Para dignificar de nuevo esta receta, la clave está en no abusar de la salsa, sea la que sea que le vayas a echar: mezcla de crema agria y yogur, mayonesa con nata o leche, o, simplemente, yogur, como he hecho yo. También es importante prepararla poco antes de ir a comer, para que las verduras no pierdan crujiente. Normalmente se prepara con col blanca, zanahoria y lombarda, pero a mí me gusta muchísimo más con chirivía, apionabo (o celeri), remolacha cruda o manzana ácida. Un par de consejos no aptos para puristas: añadir unas cuantas nueces tostadas a última hora le darán un poco más de crujiente al tema -además de un contraste de sabor muy interesante, sobre todo si la preparas con manzana también-, y podemos añadir un poco de comino molido, curry o cardamomo a la salsa.

Dificultad

Para coroneles.

Ingredientes

Para 4 personas (como acompañamiento)

  • 1/4 de apionabo
  • 1 zanahoria grande
  • 1 chirivía grande
  • 1/4 de col verde
  • 100 g de yogur natural
  • 4 cucharadas de vinagre de manzana
  • 4 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharada de mostaza a la antigua
  • 1 cucharadita de curry (opcional)
  • 1 pizca de sal

Preparación

  1. Pelar la zanahoria, la chirivía y el apionabo y cortarlos junto con la col en tiras de unos 4 centímetros de largo por 4 milímetros de ancho (sin obsesionarse, lo importante es tener tiras de un tamaño más o menos parecido). Colocarlas en una superficie sobre un poco de papel de cocina para que absorba la humedad.

  2. Pasarlas a un bol y aliñarlas con la sal, el aceite y el vinagre. Remover bien.

  3. Mezclar el yogur con la mostaza y el curry. Agregarlo a las verduras y servir inmediatamente.

Si haces esta receta, comparte el resultado en tus redes sociales con la etiqueta #RecetasComidista. Y si te sale mal, quéjate a la Defensora del Cocinero enviando un mail a defensoracomidista@gmail.com.

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

ENTRAR PARA PARTICIPAR

O conéctate con:

Lo más visto en El Comidista