Si los cocinas al punto son una delicia
Si los cocinas al punto son una delicia.

Mejillones con sidra y chalotas

  • Comentar
  • Imprimir

Los mejillones son unos moluscos la mar de saludables y económicos. Hoy los preparamos en una salsa rapidísima de sidra y chalotas que, cuando le añadimos sus propios jugos, se convierte en una bomba de sabor.

Los mejillones son el fruto del mar más económico, y a la vez uno de los más sabrosos y deliciosos, a poco que sepas tratarlo bien. Y con tratarlo bien no me refiero ni siquiera a buscar combinaciones de ingredientes que lo complementen, sino a cocinarlo en su punto, sacándolo del fuego recién abierto para que quede jugoso. A partir de ahí, le puedes poner lo que quieras -o nada-, y será una delicia; si lo dejas securrio como una mojama, da igual con qué lo acompañes: el desastre está servido.

Además de eso, para que este plato quede bien, el único truco es usar buenos ingredientes. Seleccionar bien los ejemplares al lavarlos y descartar los que estén abiertos o con la concha rota nos ahorrará potenciales intoxicaciones, y cualquiera que haya comido marisco en mal estado alguna vez sabrá lo importante que es eso. Respecto a la sidra, es básico que sea seca para que la salsa no quede demasiado dulzona.

Puedes servir los mejillones tal cual si quieres que sean un aperitivo ligero, con una buena hogaza de pan para mojar si no te importa que sea algo más contundente -la salsa está de muerte- y también servirlos sobre unas patatas fritas en cubos o un arroz hervido. Si quieres espesar la salsa puedes hacerlo con una puntita de Maizena; el sabor serà igual de intenso y espectacular. También puedes rematar el plato poniendo, ya fuera del fuego, unos daditos de tomate pelado y unas alcaparras, que aportarán un toque fresco.

Dificultad

Cero patatero.

Ingredientes

Para 4 personas (como aperitivo)

  • 1 kg de mejillones frescos
  • 150 ml de sidra seca
  • 6 chalotas
  • Perejil al gusto
  • Limón o lima (opcional)
  • Pimienta en grano al gusto (yo usé unos 20)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Chile fresco, cayena o guindilla al gusto (opcional)

Preparación

  1. Limpiar los mejillones bajo el agua corriente del grifo. sacarles las barbas tirando hacia la parte curva de la concha -con un cuchillo y mucho cuidado- y rascar la suciedad que pueda quedar en las conchas.
  2. Pelar las chalotas y cortarlas en rodajas finas. Ponerlas en una olla o cazuela grande con un poco de aceite, la pimienta y, si se quiere, algún tipo de guindilla picante. Pasado medio minuto, añadir la sidra -cuidado con las salpicaduras- y llevar todo a ebullición durante un par de minutos, a fuego alegre.
  3. Sin bajar el fuego, añadir los mejillones y tapar la cazuela. Destapar pasados un par de minutos e ir vigilando hasta que se abran por completo. Cuando estén listos, remover para que se impregnen en la salsa y servir con perejil picado y, si se quiere, con un poco de limón o lima.

Si haces esta receta, comparte el resultado en tus redes sociales con la etiqueta #RecetasComidista. Y si te sale mal, quéjate a la Defensora del Cocinero enviando un mail a defensoracomidista@gmail.com

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

ENTRAR PARA PARTICIPAR

O conéctate con:

Lo más visto en El Comidista