Los restaurantes Michelin más baratos de España: alta cocina por 40 euros

No todos los restaurantes de la Guía Michelin son carísimos: en España hay siete estrellados y 246 Bib Gourmand en los que puedes comer por unos 40 euros. Estos son nuestros favoritos.

  • Comentar
  • Imprimir
Restaurante Michelin barato
Cositas así puedes comer por menos de 40 euros..

La cuesta de enero no es fácil para nadie, ¿eh? Bueno, para los futbolistas que cobran dos millones al mes, sí, es un poquito más llana, pero para el resto… en fin. Aún y así, como somos mamíferos irracionales, nuestras pequeñas ruinas no impedirán que nos peguemos un homenaje en formato ágape. Si es tu caso, sigue leyendo.

En España hay 253 restaurantes distinguidos por la Guía Michelin donde puedes comer por menos de 40 euros. Siete tienen una estrella -o macaron, como le llama la gente que entiende- mientras que los 246 restantes son Bib Gourmand, un distintivo menos conocido pero muy adecuado a los bolsillos agujereados de mis pantalones y, cada vez, los de más gente.

Probablemente las estrellas no necesiten explicación. Los misteriosos inspectores de la Guía Roja pueden asignar un máximo de tres y para hacerlo se basan en criterios como la cocina, el servicio o las instalaciones del restaurante. A más estrellas, mejor es el restaurante -se supone- y más cara te sale la comida (eso sí es seguro).

Sin embargo, no te saldrá muy cara en uno de los estrellados más baratos de España (el más barato es Silabario, en Vigo, por dos euros de diferencia). Coto de Quevedo es el restaurante de un hotel rural homónimo sito en Torre de Juan Abad (Ciudad Real). Ahí sirven, los mediodías de entre semana, un menú del día por 27 euros compuesto por cuatro snacks que son pura filigrana, un suculento entrante y un principal a elegir entre carne o pescado además de postre. ¿Cómo consiguen ofrecer tanto por un precio tan ajustado?

“Nos apañamos porque nos gusta mucho la cuchara y siempre ofrecemos algún guiso y productos de proximidad. La semana pasada el menú llevaba los cuatro snacks, un arroz meloso con perdiz y luego, a elegir, canelones de cordero o un salmón con salsa dashi; y postre” explica José Antonio Medina, cocinero y propietario del Coto, y añade: “Estamos en Campo de Montiel, la comarca con la renta per cápita más baja de toda la provincia de Ciudad Real, así que tenemos que ir acorde con nuestros clientes”. José Antonio, que hace poco ha incrementado en un 35 por ciento el precio de su menú más competitivo para compensar el encarecimiento de la materia prima y los suministros, afirma que desde noviembre, cuando le otorgaron la estrella, ha notado un cambio en su clientela: siguen recibiendo a sus paisanos pero empieza a llegar gente de toda España que se aloja en el hotel y aprovecha para probar sus otros dos menús, más elaborados, los de 60 y 75 euros.

Mientras que la Michelin no repara en el precio de los estrellados, sí se fija en el de los Bib Gourmand. Estos son restaurantes donde se come muy bien pero además deben ofrecer un menú que no supere los 35 euros. Suena bien pero hay que tener precaución: como dice Growtxo, el tuitero que transmite con más retranca la gala anual de las estrellas Michelin, es fácil que en un restaurante de este tipo la cuenta se dispare.

El Bib Gourmand más barato de nuestro país es Granero (Quintanar de la Orden, Toledo). Ahí, los mediodías laborables, sirven un menú diario por diez euros que incluye entrante, plato principal, postre, pan y una bebida. Eso sí, lo sirven en la zona de bar, y en el salón comedor sirven el menú degustación (45 euros) y los platos de la carta. Esta polaridad les ha sido muy útil.

“Granero era un bar de carretera hasta hace 14 años, cuando Alfonso y José Antonio, nietos del fundador, hicieron un comedor más espacioso, pero el bar sigue como siempre. Entonces, hay dos ambientes pero la misma clientela, que además de frecuentar el bar también pasa al comedor en algunas ocasiones. Seguramente esta convivencia nos perjudica a ojos de gastrónomos y gourmets pero gracias a nuestra opción más popular hemos resistido todas las crisis”, cuenta Adán Israel Aguilar, sumiller y jefe de sala del restaurante.

Aunque no es el caso de Granero, la oferta gastronómica de los Bib Gourmand se suele basar en la cocina tradicional de la zona donde se encuentran. Sería el caso de Casa Chongastán (Chía, Huesca) en cuya carta ofrecen recau, un guiso de vegetales oscense, o civet de jabalí. Pero, claramente, el localismo no es indispensable. Por poner otros dos ejemplo, además de Granero, tampoco se ciñen al recetario tradicional la taberna asiática Kimtxu (Bilbao), de la que ya hemos hablado en El Comidista, o Az Zait, un restaurante sevillano cuya carta luce platos tan ubicuos como un huevo a baja temperatura con pulpo y aceite de trufa.

Encontrarás un restaurante Michelin económico, como mínimo, en 48 de la 50 provincias españolas. Las únicas excepciones son Guadalajara y Lugo (y las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla). Yo no quiero malmeter pero los inspectores de la Michelin deben sentir cierto encono hacia estos destinos. Por lo menos hacia Lugo: en Lugo se come muy bien.

Los siete restaurantes estrellados de España en los que puedes comer por menos de 40 euros son los que siguen a continuación.

Atalaya

En Atalaya cocinan platos con productos cercanos, como alcachofas y gambitas rojas, que combinan con elaboraciones sin ataduras con el territorio. Su cocina mezcla influencias afrancesadas e internacionales y tienen un menú basado en un arroz que cambia cada semana.

Atalaya: Carrer del Camí de L'Atall, 1A. Alcalà de Xivert, Castelló. Tel: 964 967 107. Mapa. Desde 35 euros.

Chirón

El cocinero Iván Muñoz toma el recetario clásico madrileño y le da la vuelta. Platos tan castizos como los callos, las croquetas de cocido o los soldaditos de Pavía se convierten en sus manos en recetas innovadoras con presentaciones contemporáneas.

Chirón: C. Alarcón, 27. Valdemoro, Madrid. Tel: 918 956 974. Mapa. Desde 29,95 euros.

Coto de Quevedo

José Antonio Medina también reinterpreta el recetario manchego. En su carta no faltan pistos, el cochinillo ni platos de cuchara, pero el cocinero usa técnicas modernas para rescatarlos del pasado.

Coto de Quevedo: Paraje Las Tejeras Viejas, Torre de Juan Abad, Ciudad Real. Tel: 649 842 901. Mapa. Desde 27 euros.

Garena

La oferta gastronómica de esta casa de comidas es muy amplia. Se atreven con preparaciones de taberna como ensaladilla rusa, croquetas o chuletón; y también con un menú diario con platos hechos con lo que hay en el mercado y otro más creativo y de autor.

Garena: Bº Iturriotz, 1. Lamindao, Bizkaia. Tel: 946 317 215. Mapa. Desde 35 euros.

Muna

View this post on Instagram

A post shared by mu•na (@munarestaurante)

Platos como sus croquetas de cecina de chivo o la interpretación del botillo del Bierzo rebelan que la cocina de Muna está muy arraigada en León, aunque en este restaurante no renuncian a presentaciones y técnicas contemporáneas. Para comer por debajo de los 40 euros hay que elegir a la carta.

Muna: C. Gil y Carrasco, 25. Ponferrada, León. Tel: 693 762 370. Mapa. Desde 36 euros.

Silabario

El menú Berbés, el más económico, incluye un aperitivo y un entrante, un segundo y un postre a elegir. Los platos se componen de lo que hay en el mercado y las combinaciones de ingredientes son imaginativas y no están ceñidas a ninguna tradición. Es una cocina suculenta y técnicamente moderna.

Silabario: Rúa do Príncipe, 44. Vigo, Pontevedra. Tel: 986 077 363. Mapa. Desde 25 euros.

Versátil

En la zona más informal del restaurante, la Bodega, preparan una gran variedad de carnes y pescados a la brasa, además de entrantes como ensaladillas rusas y croquetas y postres tan golosos como las torrijas.

Versátil: C. el Lagar, 6. Zarza de Granadilla, Cáceres. Tel: 927 486 236. Mapa. Desde 34 euros.

En cuanto a los Bib Gourmand, puedes consultar la lista completa en la página web de la Guía Michelin, pero no nos despediremos sin compartir los favoritos del equipo de El Comidista.

Bib Gourmand favoritos del equipo de El Comidista

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

Lo más visto en El Comidista