Bacalao a la vinagreta de naranja y aceitunas
Si estás pensando en casarte con este bacalao, ponte a la cola.

Bacalao a la vinagreta de naranja y aceitunas

  • Comentar
  • Imprimir

El bacalao es un invento de la naturaleza que hasta el más zote en la cocina puede preparar bien, siempre que no se pase de cocción. Combinado con una vinagreta fresca, directamente es imbatible.

Con tomate, encebollado, frito, al vapor, rebozado, confitado, dorado, en croquetas, buñuelos, pasteles, guisos y en todo lo que haga falta y de la manera que se os ocurra. El bacalao es ese invento de la naturaleza que, preparándolo de la forma que sea, siempre está rico, a no ser que seas un kamikaze de los fogones. En salazón se utiliza mucho pues se conserva durante mucho más tiempo, pero fresco -y ahora es su temporada, en la que podemos disfrutar del fabuloso skrei noruego- le hace la competencia, y con honores, a la archiconocida merluza o a lubinas o doradas.

El plato que nos concierne hoy es sencillote, sí, pero os puedo prometer que la vinagreta de naranja y aceituna negra que riega nuestro pescado os enamorará tanto que, a partir de ahora, aliñaréis hasta las patatas con ella. Ahora que lo pienso, una ensalada campera con esta mezcla inspirada en el clásico remojón granaíno tiene que ser atómica; otro día la pruebo y os lo cuento.

Importante y vital es no dejar el trozo de bacalao como la suela de un zapato y aquí es crucial mencionar que el tiempo de cocción del pescado depende mucho de su frescura. Tal y como os lo cuento: más fresco, menos tarda. Así que vuelta y vuelta rapidito en una sartén antiadherente, un par de minutos de horno y estará listo para que lo reguéis con esa vinagreta, donde para mí es esencial utilizar vinagre de arroz -por su suavidad y delicadeza- y una buena aceituna negra. Si no lo tenéis a mano, cambiadlo por uno de manzana, que ese sí se encuentra en todos los supermercados.

Dificultad

Dejar el bacalao en su punto.

Ingredientes

Para 2 personas

  • 2 porciones de lomo de bacalao fresco de 160 gr aprox
  • 60 ml de aceite de oliva
  • 30 ml de vinagre de arroz
  • 20 ml de vinagre de manzana
  • 50 ml de zumo de naranja
  • ½ cucharada de miel
  • ½ tomate
  • 1 cucharadita de jengibre fresco rallado
  • 1 cucharada de aceitunas negras picadas
  • 1 cucharada de cebolleta picada
  • Sal y pimienta al gusto
  • Cebollino picado

Preparación

  1. Sazona los lomos de bacalao y dóralos en una sartén con un chorrito de aceite durante 1 minuto por cada lado, a fuego fuerte.
  2. Pásalos a una fuente y hornea a 200ºC, durante 3 minutos.
  3. Para la vinagreta: pica las aceitunas, el tomate (solo la carne, desechando el corazón) y la cebolleta finitos y ponlos en un bol. Espolvorea con cebollino picado y aliña con el vinagre, el jengibre, sal, la miel y el zumo de naranja y un chorro de aceite. Deja macerar durante 15 minutos.
  4. Sirve el bacalao y salsea por la parte de la carne con la vinagreta.

Si haces esta receta, comparte el resultado en tus redes sociales con la etiqueta #RecetasComidista. Y si te sale mal, quéjate a la Defensora del Cocinero enviando un mail a defensoracomidista@gmail.com

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

ENTRAR PARA PARTICIPAR

O conéctate con:

Lo más visto en El Comidista