A tope de color y de sabor
A tope de color y de sabor.

'Batch cooking' de junio: cocina una tarde y come toda la semana

  • Comentar
  • Imprimir

¿Organizar el menú semanal te quita el sueño y de lunes a viernes no tienes tiempo? Aquí tienes muchas ideas de platos sencillos y sabrosos para cuatro personas que se preparan en una tarde.

Parece que ayer fue Navidad y ya casi nos hemos fulminado medio año, las clases están a punto de terminar y ya estamos rompiendo -tímidamente- el blanco nuclear que algunos arrastramos desde octubre. Las frutas y verduras de verano asoman la patita aunque técnicamente sigamos en primavera, pero las temperaturas no opinan lo mismo; por eso seguimos sin usar el horno para la cocina en bloque de este mes, que viene a tope de platos frescos y preparaciones sencillas para combatir tanto la llegada del calor como la bajada de las ganas de estar en la cocina (en lugar de a remojo en la playa o piscina).

Las ensaladas de legumbres son una de las opciones más sanas y fáciles para el verano, y como hay tantas opciones diferentes que es imposible aburrirse de ellas les hemos dado bastante protagonismo este mes. Por fin es temporada de tomates y hay que celebrarlo, así que los vamos a tomar de varias maneras: en sopa, en pipirrana, con pasta y simplemente aliñados como más nos guste, como acompañamiento sencillo, fresco y sabroso que podemos preparar en un minuto sin más herramientas que un cuchillo y una tabla (aunque me declaro fan incondicional de la versión mordisco-pellizquito de sal-mordisco-pellizquito de sal y así hasta el infinito).

Los platos que podemos congelar en esta ocasión, y consumir a finales de semana, son las salchichas encebolladas, el salmón y el pavo con ciruelas, que podemos sacar el día antes a la nevera para que se descongelen despacio (algo especialmente importante con el pescado crudo). Si no queremos poner la pasta con tomates cherry en prioridad de consumo, siempre podemos cortar y añadir los tomates el día antes de tomarla; no la tendremos lista del todo pero cortar tomates tampoco te llevará mucho rato (especialmente si tienes un par de platos y usas el truco que aparece en este vídeo). Para alargar la vida útil de las ensaladas de legumbres simplemente las aliñaremos un poco antes de su consumo

Seguimos sin incluir los desayunos, meriendas o picoteos en la organización semanal, ya que estos no necesariamente se cocinan. De nuevo recomendamos dejar algunos de los básicos —en cada casa son diferentes— preparados en una bandeja dentro de la nevera para no tener que pensar demasiado mientras todavía luchas por despertarte. Yogur o kéfir, leche o bebida vegetal con copos de avena para tomar fría o caliente -tal cual o con un poco de chocolate 70%, coco rallado, cacao o pasas, orejones o dátiles picados, frambuesas o arándanos-, queso fresco o quark, pechuga de pavo o de pollo asada y loncheada, hummus o cualquier otro untable de los que hemos preparado por aquí, fruta de temporada o aguacate, huevos duros, queso fresco, pepino o tomates cherry para comer en tostada o bocadillo. Si congelas algo de fruta podrás triturarla con yogur y hacerte una especie de helado saludable y exprés, y lo mismo pero en versión batido fresquito con leche o bebida vegetal (no es para todos los días porque ya sabemos que la fruta triturada no se procesa como cuando la masticamos, pero de vez en cuando puede ser un capricho delicioso).

Cenas

  • Ensalada de garbanzos con judías verdes y vinagreta de cebolleta y sésamo + salchichas encebolladas al vino
  • Pasta con tomates cherry, perejil y limón + pavo con ciruelas
  • Gazpacho + untable de lentejas, aguacate y pimiento de piquillo + pan integral
  • Salchichas encebolladas al vino + cuscús integral + salteado de calabacín con ajo y pimentón
  • Empedrat de judías con pipirrana y queso fresco + salmón a la plancha con soja y miel

Comidas

  • Ensalada de garbanzos con judías verdes y vinagreta de cebolleta y sésamo + sardinas en aceite + tomate aliñado
  • Gazpacho + picatostes + empedrat de judías con pipirrana y queso fresco
  • Salmón a la plancha con soja y miel + cuscús + salteado de calabacín con ajo y pimentón
  • Pasta con tomates cherry, perejil y limón + sardinas en aceite (en conserva)
  • Pavo con ciruelas + untable de lentejas, aguacate y pimiento de piquillo + pan integral

Preparación

  1. Al llegar a casa de la compra, si el salmón es fresco, congelarlo. Pasar a la nevera el día anterior y cocinar a fuego alegre un minuto por cada lado -o al gusto- con un chorro de salsa de soja y un poco de miel. Servir con un poco de tallo de cebolleta picada (reservar el de las cebolletas que usemos para la vinagreta y el gazpacho).
  2. Poner una cazuela a fuego medio con ocho cebollas cortadas en tiras, un chorro de aceite y un poco de sal y dejar que se dore, removiendo de vez en cuando.
  3. Trocear 1,8 kg de tomates carnosos y maduros, 1 pepino, 1 pimiento verde, 1 pimiento rojo, 1 cebolleta y ajo y sal al gusto. Mezclar todo bien en un bol y dejar reposar media hora.
  4. Mientras, preparar el untable triturando 800 g de lentejas cocidas, 2 aguacates y 400 g de pimientos del piquillo asados embotados. Añadir ajo, vinagre y salsa picante al gusto -tanto el ajo como el picante subirán con el reposo-, sal y unos 100 ml de agua fría. Triturar hasta conseguir la textura deseada y guardar en la nevera.
  5. Cortar 2 pepinos, 4 zanahorias y un pimiento en palitos. Estas crudités en un tarro o bolsa de silicona bien cerrada aguantarán bien tres días en la nevera: en ese momento habrá que repetir el proceso con el resto para acompañar el untable el resto de la semana.
  6. Llevar abundante agua salada a ebullición y cocinar durante cuatro minutos 1,2 kg de judías verdes troceadas y sin puntas (frescas o congeladas). Mientras, preparar una vinagreta con 2 cebolletas picadas, 150 ml de aceite, vinagre de manzana y sal al gusto y una cucharada de semillas de sésamo. Cuando las judías estén listas, enfriarlas bien y dejar secar. Sacar del tarro y lavar bien 1,2 kg de garbanzos cocidos, mezclarlos con las judías y 150 g de aceitunas negras y reservar. El día antes de tomar la ensalada, mezclar cada mitad con la mitad de la salsa (removiendo el tarro para emulsionar y que quede bien repartido) y aliñar.
  7. Llevar agua a ebullición en una olla y cocer 8 huevos durante 9 minutos. Enfriar rápida y abundantemente para cortar la cocción.
  8. Preparar una pipirrana picando gruesos 750 g de tomates de pera, 2 pimientos verdes, 2 cebolletas y los huevos duros pelados. Añadir 1,2 kg de judías cocidas bien lavadas y mezclar. Añadir el queso fresco (si es de los que sueltan agua, dejarlo previamente un rato sobre un colador). Preparar en un tarro una vinagreta con 150 ml de aceite, ajo picado o rallado, sal y vinagre de jerez al gusto. El mismo día en el que vayamos a tomar la ensalada, mezclar cada mitad con la mitad de la salsa (removiendo el tarro para emulsionar y que quede bien repartido) y aliñar.
  9. Preparar el gazpacho triturando todos los ingredientes que hemos macerado y añadiendo 120 ml de aceite de oliva en hilo para que emulsione. Llevar el gazpacho a la nevera en envases cerrados.
  10. Dorar 1 kg de contramuslos de pavo deshuesados, troceados y salpimentados. Cuando tengan color, añadir 6 ciruelas cortadas en 8 gajos cada una y dar vueltas dos minutos. Añadir ¼ de la cebolla dorada, un chorro generoso de vino blanco y un poco de tomillo. Tapar y dejar cocinar 15 minutos o hasta que el pavo esté listo.
  11. Trocear 6 calabacines medianos, primero en cuartos a lo largo y después en cuñas. Saltear a fuego alegre con ajo y pimentón al gusto hasta que estén dorados -mejor en dos veces-, añadir ⅓ de la cebolla reservada y dar unas vueltas hasta que todo se integre.
  12. En una cazuela, dorar 24 salchichas (de la mejor calidad posible). Añadir el resto de la cebolla, hierbas al gusto y 250 ml de vino. Cocinar unos ocho minutos a fuego suave; lo justo para que las salchichas se cocinen pero no queden secas.
  13. Hidratar el cuscús con su mismo volumen de agua caliente, un poco de sal y un chorro de aceite de oliva.
  14. Llevar agua a ebullición y cocinar 700 g de pasta larga seca (tallarines, espaguetis, etc) o el doble si es fresca. Cocinar el tiempo indicado por el fabricante, escurrir bien y pasar a un par de fuentes amplias para que se enfríe, mientras la aliñamos con un chorro de aceite. Una vez fría, mezclar con 600 g de tomates cherry de pera cortados por la mitad a lo largo, perejil al gusto, sal, pimienta, más aceite y ralladura de limón.
  15. Cuando vayamos a tomar el tomate aliñado, cortar y aliñar al gusto (se puede llevar un tarrito de los de confituras mini, pimienta verde fresca, etc con vinagreta).

La lista de la compra

Fruta y verdura

8 cebollas, 1,8 kg de tomates carnosos y maduros, 5 pepinos, 8 zanahorias, 3 pimientos verdes, 3 pimientos rojos, 1 manojo de cebolletas (5, o alguna menos si son grandes), 3 cabezas de ajos, 2 aguacates, 1,2 kg de judías verdes (pueden ser congeladas), 750 g de tomates de pera, 6 ciruelas, 6 calabacines medianos, 2 limones, perejil, 4 tomates grandes para aliñar.

Aves

8 huevos, 1 kg de contramuslo de pavo deshuesado.

Carnicería

24 salchichas.

Pescadería

8 supremas o rodajas de salmón de ración.

Además

Salsa de soja, miel, aceite de oliva, sal, 800 g de lentejas cocidas, 400 g de pimientos del piquillo, vinagre de manzana, vinagre de Jerez (opcional), 1,2 kg de judías (legumbre) cocidas, 150 g de aceitunas negras, 400 g de queso fresco al gusto, sésamo, pimentón, 500 g de cuscús integral, 700 g de pasta seca larga, pan integral, 4 latas de sardinas en aceite, picatostes (mejor horneados que fritos).

  • Comentar
  • Imprimir

Comentar Normas

Lo más visto en El Comidista